Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Exclusiva: Audi prueba motores de combustión de hidrógeno

Exclusiva: Audi prueba motores de combustión de hidrógeno15

Desde 2014, Audi nos muestra en los diferentes salones una nueva aplicación de la tecnología h-tron en una carrocería diferente, pero hasta ahora no lo habíamos visto en un R8 de calle como la mula de estas imágenes que, por algunos detalles, creemos que está equipada con este sistema.

Parece un Audi R8 normal, pero no lo es

En 2014 Audi presentó el A7 Sportback h-tron, un demostrador tecnológico de la pila de combustible alimentada por hidrógeno y aplicada sobre la berlina deportiva A7 Sportback exhibiendo la capacidad de este elemento químico como un combustible de futuro.

Aparentemente, y tras haberlo probado, no hay nada en la carrocería del Audi A7 h-tron que se salga de lo común. Viéndolo en la calle no se puede distinguir un Audi A7 Sportback de un Audi A7 h-tron, salvo que viéramos gotas de agua salir por sus escapes sin humo o viendo el cuadro de instrumentos.

Tras la ventanilla se aprecia el revestimiento especial del mamparo y, a la izquierda, el analizador de gases para detectar fugas.

Es lo que nos ha ocurrido con estas imágenes del R8. Nos ha resultado raro ver un grupo de R8 de pruebas compuesto por unidades de la primera generación (que ya no se vende) y de la segunda generación. La diferencia entre ésta y el modelo nuevo es que, según nuestro fotógrafo, al tiempo que tomaba las instantáneas pudo percibir que a la velocidad que circulaba y aproximándose a una curva de obligada frenada, el motor no se oyó, sino que parecía rodar "a vela", como los eléctricos e híbridos. En esas circunstancias, cualquiera podría esperar un rugido propio de la reducción de un motor como el que equipa el Audi R8.

Pudiendo ver las imágenes con más detalle, en el interior hemos podido ver que tras los asientos se aprecia un revestimiento especial del mamparo del motor para proteger al habitáculo de altas temperaturas, así como el dispositivo que se aprecia justo en la ventanilla derecha: un analizador de gases para detectar fugas. Siempre analizamos todas las imágenes que nos llegan a redacción y nunca hemos visto ese equipo. Otro detalle es que el cuentavueltas marca más de 3.000 rpm, y en el exterior la toma de combustible del side blade se ha anulado y pasado a la parte superior de la aleta trasera.

En el reloj izquierdo se aprecia la aguja marcando a la altura de la mitad del tacómetro.

Si el motor gira por encima de 3.000 rpm, tiene escapes normales, el mamparo va revestido muy a conciencia, el motor no se escucha y cuenta con un analizador de gases en el interior, podemos decir que no se trata de un eléctrico; pero entonces ¿qué prueban?

Dos opciones: motor de combustión de hidrógeno o un híbrido en serie con motor térmico de hidrógeno

Si la primera opción no resulta descabellada, teniendo en cuenta que el funcionamiento es muy parecido al de la gasolina, la segunda lo es menos todavía.

Al igual que la gasolina llega a los inyectores desde el tanque, el hidrógeno haría lo mismo a presión sobre la masa de aire y generando la mezcla. Esta opción de motor de combustión de hidrógeno presenta inconvenientes, y es que como gas el paso por todas las tuberías del motor pueden producir elevadas inercias y rebotes al actuar las válvulas por lo que la energía de las combustiones no es constante debido a un llenado variable de los cilindros.

A bajo régimen y en orografías del terreno con gran pendiente, el motor sufriría mucho para acelerar y, precisamente en un deportivo como el R8 obligaría a aumentar el número de relaciones de la transmisión para que el motor de hidrógeno funcionara correctamente.

A favor, que no emite gases contaminantes, solovapor de agua, aunque dependiendo de la temperatura de la combustión se pueden generar pequeñas cantidades de NOX, que se evitan con la EGR.

La toma de combustible situada en el side blade ha sido anulada y trasladado a la parte superior de la aleta trasera derecha.

La segunda opción posible, y con más posibilidades, es un híbrido en serie con motor térmico de hidrógeno, que incluso podría combinarse con la tecnología h-tron. En esta alternativa, el motor térmico alimentado por hidrógeno se encarga de accionar un generador eléctrico para alimentar al motor eléctrico de propulsión y recargar una batería utilizando la energía eléctrica directamente para mover las cuatro ruedas y eliminando la caja de cambios y transmisión.

Hace unos meses, el Audi R8 e-tron canceló su producción y venta y viendo el panorama con la guerra sin cuartel que algunos fabricantes mantienen por lanzar un superdeportivo completamente eléctrico, que ofrezca tanta autonomía como prestaciones de un gasolina, esta solución híbrida de Audi sería una opción muy a tener en cuenta, especialmente por la lucha continua que supone el peso en un deportivo eléctrico.

Noticias relacionadas

  • Comentario de Hj Hj
    26/03/2017 (12:23)

    Hj Hj

    "Hay que empezar a cargarse el motor de combustion como sea, yo desde luego en unos cuantos años ya no cambio de coche, mi proximo coche sera ya de hidrogeno o full electric, asi que hasta que no haya una oferta en condiciones dentro unos años, no gasto un solo euro en un concesionario! "

Exclusiva: Audi prueba motores de combustión de hidrógeno
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto