¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

El Cadillac CT6 podría sobrevivir a la purga y seguir a la venta en EEUU

Recientes declaraciones de Steve Carlisle y Mark Reuss, el CEO de Cadillac y el nuevo Presidente de General Motors, respectivamente, han puesto de relieve que la corporación estadounidense está tratando de mantener el Cadillac CT6 en producción y a la venta en Estados Unidos.

Cadillac CT6.

La corporación estadounidense confirmó hace unos meses que planea cerrar hasta 5 plantas en Norteamérica, incluyendo la de Detroit-Hamtramck (en Detroit), donde son fabricados varios modelos, incluyendo el recientemente renovado Cadillac CT6.

El anuncio de la desaparición de este modelo nos sorprendió sobremanera y no solo porque se trata del modelo insignia de la marca - que además prácticamente acababa de llegar al mercado - sino porque hace solo unos meses recibió una temprana actualización que incluyó un ligero facelift estético y el estreno de una nueva versión deportiva, equipada con el nuevo motor Blackwing V8 DOHC de doble turbo de la marca estadounidense.

Sin embargo, durante los primeros días de prensa del Salón del Automóvil de Detroit 2019, varios ejecutivos de Cadillac y General Motors han arrojado un poco de luz y esperanza a los aficionados de la marca, al confirmar que actualmente están trabajando para poder conservar el Cadillac CT6 en la gama estadounidense del próximo año, a pesar de que las instalaciones donde se ensambla va a ser clausurada.

La instalaciones de Detroit-Hamtramck.

Estos ejecutivos son nada menos que Steve Carlisle, el nuevo CEO de Cadillac, Mark Reuss, el mismísimo recién nombrado Presidente de General Motors. Dado el elevado rango de estos dos ejecutivos dudamos que la compañía no logré encontrar una solución para este modelo.

Básicamente, las dos únicas soluciones son, o bien trasladar la producción del Cadillac CT6 a unas nuevas instalaciones en Norteamérica, o bien importar el modelo desde China, donde seguirá siendo fabricado y comercializado. Aunque según las declaraciones de estos ejecutivos, esta última solución sería la menos deseable.

El poderío industrial de General Motors es más que evidente, por lo que será muy complicado que no logré encontrar un hueco en las numerosas instalaciones que tiene en funcionamiento aún en territorio norteamericano, de las cuales hay varias que se encuentran operando por debajo de su nivel de rendimiento óptimo, por lo incorporar nuevas cadenas de montaje para nuevos modelos sería una gran noticia para sus responsables y empleados. Por ahora, los aficionados de la marca solo pueden esperar, aunque al menos ya cuentan con el nuevo CT6-V, que acaba de abrir el libro de pedidos en Detroit 2019, aunque por el momento, mientras no se solucione la producción del modelo, solo llegará de manera limitada.

Fuente: Automotive News

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto