¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    IndyCarDragonSpeed disputará cinco carreras con Ben Hanley

    Adrián Fernández
    Adrián Fernández5 min. lectura

    El equipo americano disputará un programa parcial con vistas a competir todo el año en 2020.

    Debutarán con el piloto británico en St. Petersburg, la primera cita de la temporada, y llevarán motores Chevrolet.

    DragonSpeed competirá también en las 500 millas de Indianápolis.

    La lista de interesados por competir en IndyCar no solo es amplia a nivel de equipos, si no que son varias las formaciones que han expresado interés en competir a tiempo parcial o completo, gracias al impulso de popularidad de la categoría y el coste relativamente contenido que supone. En base a ello, DragonSpeed ha dado el paso adelante, y meterá el pie en las procelosas aguas de los monoplazas estadounidenses por primera vez en 2019.

    El equipo americano, fundado en 2007 por el ex piloto estadounidense de origen ecuatoriano Elton Julian, ha confirmado este lunes que se aventurará en monoplazas por todo lo alto con un programa inicial de cinco carreras, que tendrá al británico Ben Hanley como piloto tras sortear con éxito el requerimiento de la licencia necesaria. Tras evaluar las dos opciones de motoristas, DragonSpeed se ha decantado finalmente por las unidades de Chevrolet, que suministra a menos equipos que Honda.

    DragonSpeed hará así su debut en la primera cita de 2019, el Gran Premio de St. Petersburg, que tendrá lugar el 10 de marzo. A posteriori, competirán también los Grandes Premios de Alabama (1 de abril) y Road America (23 de junio), terminando con la disputa de las 200 millas de Mid-Ohio el 28 de julio. Entre medias, durante el mes de mayo, estarán presentes también en las míticas 500 millas de Indianápolis, con lo que el equipo deberá adquirir un segundo aerokit para óvalos.

    DragonSpeed inició su trayectoria en la Ferrari F430 Challenge, pasando a posteriori a ganar un título en la Pirelli World Challenge, y a competir en la actualidad en la European Le Mans Series (campeones en 2017) y el Mundial de Resistencia. Las pruebas que disputará el equipo se han seleccionado en base a "acomodar los compromisos con el Mundial de Resistencia y exponer al equipo a una serie variada de circuitos, preparándose para el objetivo de disputar la temporada completa en 2020".

    "IndyCar está disfrutando de un importante auge, gracias a la calidad de las carreras que produce el actual reglamento", ha asegurado Elton Julian. "Los fans lo ven, los equipos lo ven, los fabricantes y los patrocinadores lo ven. Con tanto interés de nuevos participantes, también estamos agradecidos por el apoyo que IndyCar ha brindado a nuestra participación, y a Chevrolet por hacernos un hueco en su programa de motores". El equipo hará su primera incursión con un IndyCar en el test oficial de Austin del 12 al 13 de febrero.

    Aunque Julian asegura ser consciente del difícil desafío que afrontan, considera que su equipo está preparado para afrontarlo: "Tenemos fuertes credenciales en monoplazas dentro del equipo, y tanto el ritmo de Ben como su excepcional sentido del detalle en la configuración y los neumáticos debería ser un gran activo. Ninguno de nosotros subestima la dificultad del desafío que tenemos por delante, porque la IndyCar es la categoría más dura en la que jamás hayamos participado, con la carrera más grande del mundo como punto central".

    En cuanto a Hanley, la suya se trata de una carrera bastante atípica que comenzó de forma prometedora, siendo tercero en la Formula Renault 2.0 italiana (2005) y subcampeón de la Formula Renault 3.5 en 2007 tras Álvaro Parente, pero su progresión se estancó al año siguiente en GP2, marchándose de Campos Racing tras tres rondas. Tras pasar por la Euroseries 3000 y la Superleague Formula (cuarto con el coche del Olympiacos), Hanley tiró la toalla y regresó al karting.

    De vuelta a los orígines, Hanley se labró una reputación como uno de los pilotos profesionales más destacados, siendo campeón europeo de KF en 2015 y tercero mundial en 2017, la misma posición que ocupó en el mundial junior 14 años atrás. DragonSpeed reactivó su carrera en la European Le Mans Series, siendo cuarto en 2016 y sumando algunos podios en los dos últimos años. El británico, que cumplirá 34 años en enero, también ha participado en el Mundial de Resistencia, con dos podios este año en la clase LMP2, pero se enfrentará en 2019 a su mayor reto, regresando a monoplazas nueve años después.

    Fotos: IndyCar Media / World Endurance Championship