¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Los hermanos Coronel disputarán el Dakar 2021 con un mejorado 'Beast 4.0'

    Tim y Tom Coronel han conseguido hacer de sus peripecias en el Dakar todo un 'reality show' deportivo.

    El objetivo de Tim y Tom Coronel con el 'Beast 4.0' es conseguir terminar el Dakar de 2021 entre los 20 primeros clasificados.

    El buggy diseñado por Jefferies Racing ha sido aligerado en 140 kilogramos, además de presentar un nuevo sistema de refrigeración.

    Tim y Tom Coronel se han convertido en los 'hermanos del Dakar'. Aunque no cuentan con la repercusión mediática de otras tripulaciones ni con el apoyo de una gran marca, la dupla neerlandesa ha sabido trasmitir la esencia del Dakar a través de sus vídeos en los que comparten con sus seguidores todos los aspectos del a carrera. De hecho, los Coronel han sabido vender perfectamente la experiencia de 'sumergirte' en el Dakar, para bien y para mal. Coprotagonista de sus vídeos será el nuevo 'Beast 4.0', el buggy con el que competirán en el Dakar 2021.

    Tras finalizar en el 27º puesto en la pasada edición del rally-raid más duro del mundo, los hermanos Coronel han puesto su foco en mejorar el 'Beast 4.0' y pulir algunos de los defectos que todavía arrastra el buggy diseñado y construido por Jefferies Racing. En este aspecto, la 'bestia' ha recibido una importante dieta de adelgazamiento gracias a la intervención de un especialista en chasis, permitiendo aligerar su estructura en 140 kilogramos. Además, el 'Beast 4.0' monta un nuevo sistema de refrigeración con el que evitar los problemas de temperatura que tenía en las etapas más largas y exigentes del Rally Dakar.

    Los hermanos Coronel disputarán el Dakar 2021 con un mejorado 'Beast 4.0'
    El 'Beast 4.0' ha sufrido una importante dieta de adelgazamiento a lo largo de 2020.

    El 'Beast 4.0' también estrena colores y pegatinas de nuevos patrocinadores en un proyecto que permitirá a Tim Coronel disputar su decimocuarto Dakar: «Este año hemos vivido una situación excepcional por el COVID-19. Los miembros del equipo querían mantenerse activos en el taller, así que les pusimos a trabajar en algunos cambios que habíamos pensado realizar en el coche. Trabajando todos los martes y jueves en esos cambios. El motor V8 de 6.4 litros ya estaba a punto en marzo. Hemos podido utilizar bien el tiempo y de alguna forma hemos completado nuestro primer Dakar antes de empezar en nuestra preparación».

    «Durante una tormenta de arena el año pasado notamos que el coche es bastante sensible a los vientos laterales. Hemos hecho algunas cosas al respecto. También se ha acortado el chasis en la parte trasera y el motor se ha mejorado para tener una mayor velocidad en línea recta. El año pasado no logramos superar los 165 km/h y ahora llegamos a los 183 km/h. En el interior hemos puesto todo en negro mate para reducir los reflejos, que fue un problema el año pasado» ha asegurado un Tim Coronel que en esta edición dejará un mayor protagonismo a su hermano Tom, repartiendo el kilometraje a partes iguales.

    Fotos: Tom Coronel