¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Lamborghini Diablo GTR: la última y radical versión track-only del Diablo

11

El Diablo GTR fue la última y más radical evolución del Lamborghini Diablo. Creado solo para los circuitos, se ensamblaron solo unas 40 unidades de este monstruo de cerca de 600 CV verstido con un traje integral de fibra de carbono.

Uno de los 40 ejemplares fabricados por Lamborghini.

El ejemplar de las imágenes es uno de los solo 40 Diablo GTR fabricados por Lamborghini a finales de la década de los noventa. Este apareció solo dos años antes de la llegada del más moderno Murcielago y suponía el summum prestacional del Diablo, lanzado diez años antes.

La versión GTR era una variante track-only destinada a aquellos clientes de la marca que desearan un arma tremendamente efectiva para jornadas de track-day, para ello se destripó la última evolución del modelo, el Diablo GT, y se le dotó de una mecánica más poderosa y un peso convenientemente aligerado.

Presentado en el Salón de Bolonia de 1999, el Diablo GTR contaba con la versión de 6.0 litros del V12 presente en el Diablo GT, pero con una potencia de 598 CV (590 hp). El anterior Diablo SE30 Jota era más potente (603 CV y 639 Nm), pero el Diablo GTR era bastante más ligero y estaba especialmente afinado para circuito. El bastidor recibía nuevo esquema de suspensiones y frenos, y un kit aerodinámico completo, que buscaba aumentar masivamente la carga aerodinámica.

Destinado solo para el circuito.

Aunque aquí no acababa la evolución, ya que el interior era totalmente destripado, mostrando un habitáculo más propio de un vehículo de competición, forrado en Alcantara y con nuevos mandos, los justos y necesarios para poder exprimir toda la potencia del Diablo GTR. Incluso la carrocería es nueva, aunque parezcan ser los paneles presentes en la versión GT, el Diablo GTR disponía de nuevos paneles de carrocería realizados en fibra de carbono, para reducir aún más el peso.

El resultado es una bestia de cerca de 600 CV de tracción trasera con un bastidor cuyo diseño inicial se remonta a la década de los ochenta. Era capaz de alcanzar los 100 km/h en solo 3,5 segundos partiendo desde cero y su velocidad máxima era de 339.5 km/h.

Inicialmente se pensaba fabricar solo 30 ejemplares, pero poco después decidieron ensamblar 10 unidades más, aunque curiosamente no modificaron la placa que lo identifica como serie limitada, donde aún aparece reflejada la cantidad original. La unidad de las imágenes es el número 22 de los 30 iniciales y está a la venta en un concesionario especializado en Dinamarca, Formula Automobile. ¿Su precio?, solo disponible bajo consulta previa.

Fotos: Formula Automobile

Noticias relacionadas

Lamborghini Diablo GTR: la última y radical versión track-only del Diablo
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto