¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

General Motors obliga a Opel a subir (y mucho) el precio del Ampera-e

7

General Motor ha obligado a Opel a elevar el precio base del Opel Ampera-e 5.700 euros en todos los mercados europeos. ¿Intento de frenar la elevada demanda del modelo o simple oportunismo para tratar de sacar tajada?. Por el momento, el Ampera-e sigue sin llegar a otros mercados en el viejo continente.

El Opel Ampera-e está cada vez más lejos.

Opel ha aumentado el precio del Ampera-e en 5.700 euros para todas sus versiones en Europa. A pesar de que no se ha entregado una sola unidad en ningún mercado que no sea Noruega y que las ventas se hayan paralizado en el viejo continente, las nuevas unidades del modelo 2018 verán ese espectacular incremento en el precio base de todas las versiones disponibles. ¿El motivo? a petición de General Motors.

La demanda del Opel Ampera-e en Europa debe haber cogido por sorpresa a General Motors. A pesar de que solo se está comercializando en Noruega (en Alemania las entregas no han comenzado) la única planta donde es ensamblado no es capaz de abastecer la demanda. El mismo problema del Chevrolet Bolt en su mercado interno, pues ambos eléctricos son producidos en paralelo en la planta de GM de Orion, MIchigan.

Esto provocaba que GM decidiera recientemente paralizar las ventas del Ampera-e en Europa, de manera que los concesionarios no pudieran recoger más pedidos -ni siquiera a aquellos clientes que desearan pagarlo completo por adelantado- y así no seguir aumentando la ya extensa lista de espera.

El Chevrolet Bolt en la planta de Orion.

No obstante, la medida de aumentar el precio base y sobre todo por un importe tan elevado, no parece corresponderse a un intento de frenar las ventas. Según Opel Noruega este aumento se debe a otro motivo, la venta de Opel al grupo francés PSA. Según revelan medios noruegos, ha sido GM la que ha obligado a Opel a elevar el precio del modelo para las versiones 2018, por lo que el Ampera-e más barato ahora tendrá un precio base de 46.699 euros, antes de incentivos.

Ante la evidente pregunta de por qué GM no acelera la producción de ambos modelos, o simplemente lo comienza a fabricar en otra planta, la respuesta es simple. Esas medidas no salen económicas ni tienen porque ser rentables. Dejar a un cliente esperando es gratis, y una nueva línea de producción para un modelo como estos no es barata de realizar, a lo que se suma la propia producción de las baterías.

Responder a un momento de elevada demanda con sobreproducción puede no ser la solución en determinados momentos, y en GM son muy conscientes de ellos. Es normal que cada nueva generación del Corvette sufra de retrasos en los pedidos debido a la alta demanda, nunca satisfecha por GM, pero una vez pasado los primeros 12-24 meses, esta demanda se estabiliza de manera natural, por lo que no les sale a cuenta invertir en aumentar la producción en un producto de nicho.

Fuente: Autoevolution

Noticias relacionadas

General Motors obliga a Opel a subir (y mucho) el precio del Ampera-e
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto