¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Porsche quiere extender el futuro de los GTE al menos hasta 2023

    Porsche quiere extender el futuro de los GTE al menos hasta 2023
    Porsche y Ferrari se han comprometido con la clase GTE del WEC hasta finales de 2022.
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho3 min. lectura

    Pascal Zurlinden, jefe de Porsche Motorsport, ha expresado su confianza en alargar la vida de los GTE más allá de 2022.

    La firma trabaja junto a FIA y ACO para que los vehículos GTE tengan hueco en la clase LMGTE-Am del WEC y las ELMS hasta 2023.

    Porsche y Ferrari son los dos fabricantes que sustentan la clase GTE, toda vez que en cuestión de dos años Ford, BMW y Aston Martin han cerrado o reducido sus programas deportivos en esta categoría. Con Ford fuera del barco, BMW compitiendo a tiempo parcial en IMSA y con Aston Martin retirándose de la clase LMGTE-Pro del WEC, el futuro no es muy halagüeño. El interés de grandes fabricantes por el concepto GT3, la adopción de este tipo de normativa en IMSA a partir de 2022 -bajo nombre GTD Pro- y el nuevo escenario al que se encamina la resistencia parecían ser la puntilla para este tipo de vehículos.

    De hecho, Porsche y Ferrari sólo se han comprometido a competir con sus GTE hasta finales de 2022, en un movimiento que invita a pensar en un gran 'relevo' global en 2023 con la puesta de largo de los LMDh -prototipos- y la adopción de los GT3 como categoría de referencia entre los GT. Sin embargo, Porsche está luchando por dar un futuro a la última generación de su 911 RSR con motor central y espera que su vehículo GTE pueda competir tanto en el WEC como en las European Le Mans Series (ELMS) al menos hasta finales de 2023, con la categoría LMGTE-Am como base.

    Pascal Zurlinden, jefe de motorsport de Porsche, ha explicado la importancia de esta decisión y su confianza porque FIA y ACO extiendan la vida de los GTE: «Hemos vendido 10 vehículos GTE para la temporada 2021 y creo que ACO debería permitir que corran hasta finales de 2023. Al final vemos que hay un compromiso de los clientes y ese es nuestro objetivo, que los GTE puedan competir hasta finales de 2023 como mínimo. En Le Mans tendremos cuatro Porsche en la clase Pro, pero dos de ellos correrán de forma privada. Eso se puede dar perfectamente en 2023, incluso si nuestro proyecto oficial termina. Quizá sea mejor tener sólo clientes y no una clase profesional de vehículos GT».

    Fuente: Autosport / Fotos: Porsche Motorsport