Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Budkowski advierte: la norma de los 110 kg. podría no surtir efecto

Este año los pilotos contarán con más combustible con el fin de evitar que el consumo del mismo influya en la competición.

El director ejecutivo de Renault F1 tiene dudas sobre su efectividad al tener el peso mucha influencia en el rendimiento del coche.

La Fórmula 1 ha disfrutado de los monoplazas más rápidos de la historia en las dos últimas temporadas y, si bien en clasificación su espectacularidad no defraudó a nadie, en las carreras las cosas han sido muy distintas.

La excesiva gestión del consumo de combustible y la degradación de los neumáticos, unida a la falta de adelantamientos, generó una crisis deportiva que debería resolverse total o parcialmente en 2019.

Para ello se han implementado tres cambios en el reglamento. Para mejorar los adelantamientos se ha ideado una nueva normativa aerodinámica que propicie coches menos sensibles a las turbulencias. Además, la elección de compuestos de neumáticos por parte de Pirelli será más conservadora para reducir la degradación de los mismos y, finalmente, se ha aumentado el límite de combustible para la carrera en 5 kg., pasando de 105 a 110.

Sin embargo, Marcin Budkowski no tiene tan claro que esta última norma vaya a surtir efecto, al menos no en todas las carreras. “Hubo un número de carreras el año pasado en las que no se utilizaron los 105 kg., se utilizaron menos. La desventaja de llevar más combustible es que eres más lento porque el peso del coche es mayor”, apuntó el ingeniero polaco.

El peso adicional del combustible tiene un efecto negativo en la velocidad del coche y la duración de los neumáticos, por lo que en ocasiones los ingenieros creen más beneficioso a largo plazo cargar menos y gestionar el consumo durante la carrera. “Siempre es un compromiso entre la cantidad de combustible que te permite apretar más durante la carrera y la que te ralentiza por el peso. Hubo carreras en las que llevar 105 kg. no permitía competir apropiadamente y la cantidad de combustible que los equipos debieron ahorrar fue significativa. Añade a eso el cuidado de los neumáticos y tendrás algunas carreras en las que los pilotos tuvieron que gestionar el ritmo en lugar de exprimir el coche”, comentó.

Es un compromiso entre la cantidad de combustible que te permite apretar más y la que te ralentiza por el peso

Budkowski concede que la medida mejorará el espectáculo en algunas carreras y ello, conjuntamente con unos neumáticos más duraderos, ayudará. Pero, como contrapartida, las estrategias se limitarán a una parada en la mayoría de los casos. “Los pasos dados para incrementar el combustible disponible debería permitir, en estas carreras en concreto, que los pilotos aprieten todo lo que quieran. Además la elección más conservadora de los neumáticos permitirá menos gestión de los mismos. El problema es que vamos a tener muchas carreras de una parada, la mayoría de ellas. Pero con pilotos que pueden exprimir más los neumáticos, en lugar de conservarlos”, concluyó.

Fuente: Autosport

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto