Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Chevrolet Corvette C6 (2005 - 2013)

16

La sexta generación del Corvette puede considerarse una evolución de la anterior generación, pero los cambios practicados fueron tan grandes que este ensombrece en todos los apartados a su antecesor, disfrutando además de una amplia gama que culminaba con el espectacular ZR1 de 2009, apodado 'Blue Devil' por su nombre en código del proyecto.

Chevrolet Corvette C6 coupe base.

El Corvette C6 relevaba en 2005 a la quinta generación del deportivo, que como ya vimos, había sufrido un importante rediseño en todas las áreas. Desde el nuevo bastidor, fabricado con un nuevo método, hasta la nueva familia de motores LS. En el caso del nuevo C6 nos encontramos mayormente una evolución de la quinta generación pero con muchos y profundos cambios.

En primer lugar, el bastidor era de nuevo modificado, ofreciendo ahora unos 13 cms menos de longitud pero con mayor distancia entre ejes aun que su antecesor. Las transmisiones continuaban en arquitectura transaxle, apoyadas sobre el eje trasero y las mecánicas fueron aumentadas de cilindrada y fuertemente modificadas. El apartado de suspensiones era completamente nuevo, no compartía ningún elementos con la anterior generación, contando también con la suspensión activa Magnetic Ride.

A nivel estético mantenía los volúmenes generales del C5, pero con un acabado más perfilado, abandonando las aristas suaves y formas redondeadas que caracterizaban a este por una presencia más rotunda, con aristas muy marcadas. El primer rasgo distinguible fue la desaparición de las ópticas delanteras de tipo retráctil, que desde 1962 habían estado presentes en el modelo.

Chevrolet Corvette Z06 junto al C6.R.

Esta novedad, según la marca, era por motivos aerodinámicos y herencia de la experiencia deportiva del exitoso C5-R, y como este, el C6 también gozó de gran éxito deportivo en varios campeonatos y continentes.

Al contrario que la generación anterior, el C6 dispuso de una gama mucho más abierta y completa, con numerosas versiones mecánicas y ediciones especiales, entre las que destacamos la de aniversario por el primer siglo de vida de la marca. En algunos años llegó a contar hasta con siete versiones diferentes, contando ediciones limitadas y versiones prestacionales.

Los estilos de carrocería continuaron siendo los dos habituales, coupé y convertible, abandonando la tercera opción Hardtop que estrenaba como variante de acceso el Corvette C5. Curiosamente, y también al contrario que su antecesor, la carrocería abierta nacía al mismo tiempo que el coupé, por lo que estuvieron disponibles desde el primer momento.

El Corvette convertible era presentado a la misma vez que al versión coupe cerrada.

Gama

La versión base del Corvette estrenaba el nuevo motor V8 LS2, una evolución del nuevo LS1 de aluminio de 5.7 litros que elevaba su cubicaje hasta los 6.0 litros y su potencia hasta los 405 CV, solo 5 caballos menos que el LS6 de la anterior versión C5 Z06.

A partir de 2008, Chevrolet presentaba un nuevo propulsor para el Corvette base, denominado LS3 era una evolución del LS2 que crecía hasta los 6.16 litros y obtenía hasta 435 caballos.

Sobre el Corvette base ahora se podía solicitar opcionalmente el paquete opcional Z51, que por unos 5.000 dólares incluía mejoras en la refrigeración, suspensión más rígida gracias a nuevos amortiguadores, muelles y barras estabilizadoras, discos de frenos perforados de mayor tamaño y nuevos neumáticos. Las transmisiones disponibles eran tanto manual como automática, de 6 velocidades en ambos casos y en este último contando con levas tras el volante por primera vez en la historia del modelo.

Chevrolet Corvette Grand Sport cabrio, sustituyó al paquete opcional Z51.

El paquete Z51 estuvo disponible hasta 2010, cuando Chevrolet lanzó una nueva versión Grand Sport que sustituía a la opción Z51, instalando todos los nuevos componentes y el motor LS3 de 435 CV. Tanto este como el performance pack Z51 eran una opción ya que incluía gran parte de los elementos que caracterizaban a la versión Z06 pero por un precio inferior.

La versión Z06 nacía en 2006, al año siguiente de ser presentada la sexta generación, que presentaba el nuevo bloque LS7 de 7.0 litros y cárter seco. Fabricado artesanalmente que era una profunda evolución del anterior LS6, al que superaba en cerca de un centenar de caballos. Con unos 512 caballos, el nuevo Z06 añadía profundos cambios con respecto al Corvette base. A los elementos mencionados en el paquete Z51 se añaden una parrilla delantera más grande y un profundo trabajo de aligeramiento, que incluía frontal y guardabarros delanteros realizados en fibra de carbono, llantas ligeras de 18 pulgadas delante y 19 detrás, y frenos con pinzas de seis pistones en el eje delantero y cuatro en el trasero.

Aunque el salto hacia delante de esta generación fue notable, teniendo incluso cierta aceptación en Europa gracias a la introducción de Chevrolet en el viejo continente, la verdadera sorpresa no llegaría hasta 2009, cuando fue presentada la nueva generación del Corvette ZR1, nombre de proyecto ‘Blue Devil’, que fue el primer Corvette en ser comercializado con más de 600 caballos, gracias a su nuevo motor sobrealimentado LS9 de 638 caballos, lo que le permitía alcanzar los 330 km/h.

Chevrolet resucitaba la denominación ZR1 para esta versión de 638 CV.

Las novedades de esta versión fueron notables. Con fibra de carbono presente en techo, capó, guardabarros o el splitter delantero, el nuevo ZR-1 contaba con las ruedas más grandes instaladas jamás en un Corvette, equipadas por primera vez en la historia con neumáticos Michelin en lugar de los habituales GoodYear. También fue el primero en contar con frenos carbonocerámicos, con la zona de las pastillas pintada de color azul.

Uno de sus rasgos más característicos era la pequeña ventana de policarbonato transparente que mostraba el V8 LS9 en la zona central del abombado capó, que debía ser más alto debido precisamente a la sobrealimentación.

A partir de 2011 diversos elementos del ZR-1 fueron incluidos en el Corvette Z06, como los frenos carbonocerámicos, la suspensión activa y diversos elementos fabricados en fibra de carbono.

El primer Corvette comercializado con más de 600 caballos.

Ediciones especiales

El Corvette C6 dispuso de varias ediciones limitadas y versiones especiales durante esos años, comenzando por la primera edición limitada Ron Fellows Championship Edition, la primera edición firmada de la historia de la marca que contaba con la decoración en blanco Artic White con líneas longitudinales de color rojo.

La compañía de alquiler de vehículos Hertz encargaba a Chevrolet hasta 500 Corvette en 2008, para la cual se crearon los Corvette ZHZ, sobre el C6 base de color amarillo con racing stripe lines de color negro.

En 2009 era presentada la edición limitada GT1 Championship Edition, que celebraba el debut del Corvette C6.R en la clase GT1 del campeonato American Le Mans Series de 2009. Esta version estaba disponible tanto en carrocería coupe como cabrio, además de en el acabado prestacional Z06. Las versiones base disponían del paquete Z51 y un sistema de escape especial. Todos estaban pintados del mismo amarillo de los Corvette oficiales de competición, a los que se añadían llantas cromadas y el alerón del ZR1, junto a diversos acabados en fibra de carbono. En total fueron fabricados 600 ejemplares.

Corvette Z06 Carbon Limited Edition de 2010.

En el verano de 2010 llegaba el Z06 Carbon Limited Edition que contó con una producción de solo 500 ejemplares. Este disponía de solo dos colores a escoger entre el naranja Inferno Orange y el nuevo azul Supersonic Blue, como indica su nombre contaba con diversas piezas de fibra de carbono como capó o splitter, la suspensión adaptativa opcional, llantas de 19 y 20 pulgadas respectivamente y faros oscurecidos. Del ZR-1 tomaba los frenos carbonocerámicos Brembo y el spoiler trasero.

En 2012 se celebraban los 100 años de la fundación de Chevrolet, por lo que como muchos modelos de la marca el Corvette contó con una edición especial aniversario, denominada Centennial Edition que presentaba un acabado en pintura Carbon Flash Metallic, suspensión adaptativa Magnetic Control Ride y diversos acabados en mate, como en las llantas, que además lucían una línea roja.

La despedida del Corvette C6 corría a cargo de la indispensable version 60th Anniversary, que fue comercializado en la forma de paquete opcional para toda la gama Corvette por el aniversario del modelo en 2013. Este paquete incluía la pintura especial Arctic White con racing stripe lines de color plata y el interior en piel azul, con anagramas alusivos del 60º aniversario por doquier. Este paquete opcional fue presentado a la misma vez que la versión descapotable con el motor de 7.0 litros, de 427 pulgadas cúbicas.

Corvette 427 cabrio, con el motor del Z06 y el paquete 60th Anniversary.

Este era el mismo V8 LS7 que montaba el Z06, versión que nunca gozó de carrocería abierta en esta generación, ni siquiera de paneles desmontables en el techo, por lo que esta versión fue lo más cercano a un Z06 cabrio, aunque sin contar con el nombre ni la mayoría de elementos de esta variante deportiva. Es por tanto el Corvette C6 convertible más rápido, con sus 3.9 segundos para hacer el 0 a 96 km/h.

En producción de 2005 a 2013, la generación C6 gozó de un gran éxito. Se fabricaron en total poco mas de 215.000 ejemplares del modelo, unas decenas de miles menos que de la generación anterior pero con gran difusión en mercados antaño prohibidos para el Corvette, como en Europa, donde si bien continuaba siendo un producto minoritario, gracias a esta generación tuvo la mayor difusión de su historia.

El éxito en competición vino de la mano del C6.R y de una nueva versión Z06-R, que competía en el Campeonato Europeo FIA de GT3. Desarollado en Holanda y fabricado en Alemania por la división europea de Callaway este modelo contó con diversos hándicaps impuestos por la federación, pero aun así lograba ganar el campeonato en su segunda participación, en la temporada 2007.

El nuevo C7 frente a sus seis antecesores.

En enero de 2013 fue presentado su sucesor, un renovadísimo Corvette C7 que retomaba el apelativo Stingray, ahora sin espacio entre medias de la expresión, formando una sola palabra. El salto tecnológico de este fue importante, acercando aun más el Corvette a los gustos de los clientes de deportivos europeos. Camino iniciado con el C5 y que con la sexta generación del modelo comenzaba a lograr resultados.

Sigue leyendo:

Noticias relacionadas

Chevrolet Corvette C6 (2005 - 2013)
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto