¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Dakar 2017: Sergey Karyakin sorprende en quads

    Muy pocos colocaban a Sergey Karyakin como uno de los candidatos a la victoria final del Dakar en la categoría de quads.

    A pesar de ello, Karyakin ha sido el piloto más rápido y regular en una edición en la que los pesos pasado fallaron estrepitosamente

    El Dakar 2017 arrancó en Asunción con un vacío de poder en la categoría de quads tras la ausencia de los hermanos Patronelli. Un buen número de pilotos aspiraban a ocupar el hueco de los argentinos, pero a la hora de la verdad casi todos fallaron. Un guión de carrera perfecto para que Sergey Karyakin diera la sorpresa y sumase su primer 'Touareg' en la categoría de quads. Una victoria en su cuarto Dakar que le convierte además en el primer piloto de origen ruso que gana el raid más duro del mundo lejos de la categoría de camiones.

    La lista de candidatos a la victoria era casi interminable. Nombres ilustres como los de Rafal Sönik, Ignacio Casale o Josef Machacek -tres ganadores del Dakar- se unían a la de los pilotos sudamericanos como Walter Nosiglia, Nelson Augusto Sanabria, Daniel Domaszewski y Pablo Copetti. Todos ellos presentaban argumentos para luchar por la victoria, pero a la hora de la verdad el Dakar 2017 en la categoría de quads ha sido una carrera de sorpresas, revelaciones y pilotos que sin hacer mucho ruido han emergido hasta conseguir victorias de etapa, como es el caso del holandés Kees Koolen, el brasileño Marcelo Madeiros o Simon Vitse.

    De hecho, las primeras etapas del Dakar dejaron distintos ganadores y un baile de líderes que a su vez sirvió para ir eliminando candidatos. Marcelo Madeiros ganó la primera etapa, pero tuvo que retirarse en la tercera especial, Walter Nosiglia se impuso en la tercera y en la cuarta jornada y sin embargo dijo adiós al rally un día después y Josef Machacek, ganador del Dakar en 2009, también tenía que abandonar en mitad de la tercera etapa. Por su parte, Rafal Sönik dejaba patente que su ritmo no estaba a la altura de su condición de favorito, puesto que pronto se dejaba muchos minutos.

    Al final las distintas circunstancias de la carrera provocaban que la categoría de quads tuviera cuatro nombres propios, los de Sergey Karyakin, Ignacio Casale y los de los franceses Simon Vitse y Axel Dutrie, con permiso de un Pablo Copetti que firmaba una segunda semana de carrera fantástica. Sin embargo, Simon Vitse tenía que abandonar y Axel Dutrie con ciertos problemas en dos de las tres últimas etapas tampoco conseguía luchar de forma real por el Dakar, en gran medida porque Sergey Karyakin ya se había erigido como un rival más rápido y regular que el resto a los mandos de su Yamaha Raptor 700.

    De hecho, Sergey Karyakin asaltó el liderato tras su segundo puesto en la cuarta etapa del rally y consiguió su primera victoria en la séptima jornada, resultado que consolidó con su podio en la octava especial. Con todo, la clave del triunfo de Karyakin al margen de su regularidad y del factor sorpresa se fraguaba en dos de las tres etapas reinas del Dakar. Con la novena jornada cancelada por el desastre natural vivido en la región de Jujuy, Karyakin conseguía la victoria en la novena y décima etapa, victorias que le permitían vivir con tranquilidad el último día de competición y sumar un 'Touareg' más que merecido.

    Fotos: Sergey Karyakin