¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Ferrari pierde los derechos sobre el diseño del mítico 250 GTO

    Ferrari 250 GTOVarios

    Una de las habituales batallas judiciales de Ferrari por los derechos de autor y sus marcas registradas ha terminado de una manera bastante inesperada, pues las autoridades de propiedad intelectual europeas han fallado a favor de Ares Design, que pretende fabricar una nueva versión inspirada en el Ferrari 250 GTO clásico, lo que deja la puerta abierta a todos los fabricantes de réplicas que estén interesados en el mítico deportivo italiano.

    Ares Design anunció hace unos años que estaba desarrollando una interpretación moderna del mítico Ferrari 250 GTO, el deportivo más caro de la historia, tomando como base los más recientes Gran Turismo de doce cilindros de la firma de Maranello. Esta versión no es una réplica como tal, sino un modelo moderno dotado de una carrocería a medida cuyas formas se inspiran en las líneas y los rasgos del clásico 250 GTO. Por lo que la expresión ‘interpretación moderna’ es la que mejor define a esta obra.

    Como era de esperar, a Ferrari no le hizo ninguna gracia que otra compañía anunciara un modelo dotado de las formas de uno de sus deportivos más célebres y para colmo, destruyendo un ejemplar moderno de su catálogo actual para usarlo como base. Pues estas interpretaciones van a ser realizadas sobre modelos de motor delantero recientes de la la firma de Maranello.

    Render del modelo de Ares Design.

    Por lo que en junio de 2019, los de Maranello presentaron una demanda contra Ares Design, para tratar de evitar que estos pudieran lanzar su anunciada réplica moderna del 250 GTO. Aunque en un principio el juez falló a favor de Ferrari, los de Ares decidieron acudir a la EUIPO (siglas de European Union Intellectual Protection Office) alegando que Ferrari realmente no estaba usando el diseño ni las formas del clásico Ferrari 250 GTO. Esta institución ahora ha fallado a favor de la pequeña compañía modenesa, afirmando que Ferrari no ha hecho uso real del diseño del modelo, cuyo último registro en las autoridades de patentes europeas data de 2008.

    Si bien Ferrari ha registrado el diseño del 250 GTO, la EUIPO alega que no han hecho un uso genuino de este en la mayoría de bienes y servicios para los que fue registrado, salvo para la comercialización de juguetes. Esta decisión es muy similar a la que llevó a Ferrari a perder los derechos de la denominación Testarossa hace unos años en un tribunal alemán, durante una batalla legal con un fabricante de juguetes.

    En cuanto a la interpretación moderna del GTO, esta iba a ser una obra muy similar al Ares Panther, la recreación moderna del De Tomaso Pantera con base Lamborghini que fue presentada unos meses antes por este pequeño taller de Módena. Los modelos empleados como base son el actual Ferrari 812 Superfast y sus antecesores directos, l os Ferrari F12 y Ferrari F12 tdf.