¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Hertz adquiere 100.000 Model 3 y Tesla ya se valora en más de un billón de dólares

    Hertz adquiere 100.000 Model 3 y Tesla ya se valora en más de un billón de dólares
    Javier Costas
    Javier Costas6 min. lectura

    El mayor pedido de coches eléctricos de la historia lo ha formalizado Hertz, la alquiladora que las pasó canutas el año pasado y que estuvo a punto de quebrar. Los nuevos dueños quieren acelerar la electrificación de la flota. Por su parte, Tesla ha logrado máximos históricos de cotización bursátil.

    Durante más de un año, la compañía de alquiler Hertz ha estado literalmente en el infierno de las finanzas, protegida de la suspensión de pagos mediante la figura del Chapter 11 de la legislación estadounidense. Eso ha evitado la quiebra, y Hertz salió limpia del proceso el 1 de julio de este año.

    Los nuevos dueños, Knighthead Capital Management y Certares Management, decididos a darle un empujón al sector de alquiler (rent a car o RAC), han echado toda la carne en el asador y realizado un pedido gigantesco de vehículos eléctricos. Tesla ha recibido un pedido de 100.000 Model 3, su sedán eléctrico del segmento D. La campaña de comunicación contará con el siete veces campeón de la Super BowlTom Brady.

    Tenemos un precedente en la industria, cuando Amazon encargó a Rivian la construcción de 100.000 furgonetas eléctricas tal y como las quería el gigante del comercio electrónico. El matiz radica en que esta vez hablamos de turismos que se renovarán en relativamente poco tiempo, no de vehículos industriales que trabajarán mucho más.

    Spot promocional de Hertz de 30 segundos con Tom Brady

    A finales de 2022 los Tesla Model 3 de Hertz se ofrecerán en 65 mercados, y a finales del año que viene serán 100 mercados. Hertz está preparando la infraestructura de carga necesaria en sus puntos de entrega/devolución, y obviamente los coches tendrán acceso a la red de Supercharger de Tesla, más de 3.000 en Europa y Norteamérica.

    Hertz ofrecerá estos coches como segmento Premium, con una experiencia «diferenciada». Por ejemplo, los clientes de alquiler dispondrán de una guía digital en la que conocerán los pormenores de los coches eléctricos, si es que no están acostumbrados, y agilizar el proceso digital de alquiler en una etapa más avanzada.

    Los primeros coches estarán listos en las oficinas de Hertz el próximo mes, fundamentalmente en los Estados Unidos y en una lista pequeña de ciudades europeas en primera instancia. Tesla no puede entregar los coches de golpe, tengamos en cuenta que en un trimestre la suma de producción de Model 3/Model Y anda sobre las 200.000-250.000 unidades (sin contar ni Giga Austin ni Giga Berlin).

    Para Hertz no es una novedad trabajar con Tesla, lleva haciéndolo años, y se ofertan en su catálogo tanto coches eléctricos como híbridos desde 2010. Este movimiento se encuadra en una jugada estratégica para construir imagen de marca, reducir costes y modernizar en torno al 20% de su flota.

    A los mercados esta noticia les ha encantado. Ayer os contamos que Tesla ha superado los 900 dólares de cotización y su récord tras consumarse el «split» de 2020. Hoy ha superado los 1.000 dólares, así que la compañía de Elon Musk ha entrado en el selectísimo club de las empresas del billón con «b» de dólares («one trillion» en inglés).

    Solo estas empresas han valido más de un billón de dólares: Apple, Microsoft, Alphabet, Amazon y Facebook

    Solo hoy, Tesla ha aumentado su cotización más del 12%, que es mucho intradía, sobre todo para un valor tan caro. Puede que Tesla tenga que hacer otro «split», es decir, que cada accionista tenga más títulos, pero su valor unitario sea menor, o los pequeños inversores lo tienen difícil. El componente burbujil de Tesla se ha inflado un poquito más hoy.

    Hertz Global Holdings Inc, la compañía que ha salido de la reestructuración del Chapter 11, también ha subido, pero de forma menos espectacular, en torno a un 10% en el momento de cerrar esta información. Estando ahora cerca de los 27 dólares, no está en máximos, tendría que llegar a 35 dólares.

    ¿La operación está exenta de riesgos? Más bien no. En el comunicado de prensa Hertz avisa que hay factores que no puede controlar, es decir, que Tesla tenga dificultades para entregar todos los coches. Hasta el momento Tesla está demostrando que puede esquivar con bastante dignidad la crisis de los semiconductores o microchips.

    Por otra parte, hay que tener en cuenta que este pedido se valora en unos 4.200 millones de dólares, es decir, una media de 42.000 dólares por coche, cerca de su valor de mercado -la versión concreta es desconocida-. Las entregas se realizarán durante los próximos 14 meses.