¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Rivian habla de su misterioso pasado pero no revela todas sus incógnitas

    17

    El proyecto Rivian al fin ha salido a la luz, o al menos los vehículos que ha estado desarrollando durante el largo tiempo que han estado trabajando en completo silencio.

    El joven fundador de Rivian ha hablado con varios medios sobre el pasado reciente de la compañía y sus orígenes, aunque no ha revelado algunas de las incógnitas que aún rodean a este proyecto.

    R.J. Scaringe, fundador de Rivian Automotive.

    A inicios del pasado mes de diciembre un proyecto casi desconocido para la mayoría se convertía en una de las estrellas indiscutibles del Salón del Automóvil de Los Ángeles 2018, Rivian Automotive. A pesar de que esa fue la cita escogida por Porsche para presentar nada menos que una nueva generación del mítico 911, los llamativos prototipos eléctricos de Rivian fueron los más aclamados por el público y los medios presentes al evento.

    Rivian Automotive presentó en esa cita los nuevos Rivian R1T y Rivian R1S, un pick-up y un SUV eléctricos que si bien eran presentados de manera conceptual, según la compañía ya contaban con la configuración que caracterizará a las unidades de producción de estos modelos y cuyo desarrollo está a punto de concluir. De hecho, la compañía estadounidense reveló incluso la composición de la gama y todas las especificaciones de las versiones de los futuros modelos eléctricos.

    Para una gran mayoría, la presentación de estos atractivos modelos de tamaño full size ha supuesto la presentación oficial de este proyecto, que según sus propias declaraciones han estado trabajando en silencio durante cerca de 10 años. Aunque esto no es del todo cierto.

    Rivian R1T.

    Los lectores habituales de Motor.es sabrán bien que llevamos tiempo siguiendo la pista de este errático proyecto, que si bien hoy puede parecer una gran alternativa para el segmento eléctrico, no hace tantos años era una iniciativa que estaba plagada de incógnitas, y que la presentación de estos modelos y las recientes declaraciones y entrevistas del fundador de la marca no han logrado disipar aún.

    Como ya te contamos con todo detalle a finales de 2016, cuando descubrimos que pretendían adquirir la inmensa factoría ex-Mitsubishi de Normal, Illinois, este proyecto que hoy se llama Rivian y reparte sus sedes entre Michigan y California, fue en su día Avera Motors y tenían su sede en Florida.

    Aquella parte de su historia es poco menos que curiosa y a día de hoy sigue siendo todo un misterio, una de las principales incógnitas de las que los responsables de la compañía prefieren no hablar.

    R.J. Scaringe junto al deportivo híbrido que anunciaron pero no llegaron a lanzar.

    Aunque hoy el fundador de la marca, un aún jovencísimo R.J. Scaringe, asevera ante los medios que han estado 10 años trabajando en completo silencio y sin tratar de levantar la habitual expectación alrededor del proyecto, como es moneda de uso común en todas las start-ups tecnológicas, lo cierto es que en sus primeros años precisamente se comportaron de esta manera, anunciando el desarrollo y lanzamiento de un vehículo que ni siquiera llegaron a presentar, a pesar de contar con subvenciones públicas.

    Estas subvenciones nos llaman la atención puesto que para unos pocos medios de Florida le fueron otorgadas de una manera un tanto sospechosa, pues entre los cargos públicos que adjudicaron esta subvención se encontraba Debbie Mayfield, en aquel momento futura madrastra de Scaringe.

    Sin previo aviso y sin cumplir las expectativas prometidas en Florida, el proyecto simplemente se esfumó para aparecer de nuevo en Michigan, aunque en lugar del deportivo híbrido asequible que prometieron, cambiaron radicalmente el objeto del proyecto y pasaron a desarrollar nuevos vehículos eléctricos puros, cuyo primer resultado han sido los espectaculares Rivian R1T y R1S. En cuanto al modelo híbrido desarrollado en Florida, poco más se supo. Hoy solo existen unas pocas imágenes del modelo tapado con una lona de color azul, aunque en su día también conseguimos algunas fotos y bocetos de patente.

    Boceto de patente del primer modelo de Rivian, no presentado.

    Según ha declarado R.J. Scaringe a numerosos medios desde el pasado mes de diciembre, poder trabajar en silencio les ha permitido centrar todos sus esfuerzos en el proyecto, lo que denota que no se han visto en la necesidad de buscar financiación.

    Y esta es precisamente una de las mayores incógnitas que rodea a la marca, de dónde ha salido el capital necesario para los laboriosos y costosos trabajos de desarrollo que se han dilatado cerca ya de una década, sobre todo en tecnologías tan novedosas como las relacionadas con los vehículos eléctricos. Por el momento la marca solo ha confirmado que cuenta con inversores (en plural) pero sigue sin revelar la fuente de sus ingresos, lo que nos hace sospechar y pensar que cabe la posibilidad de que una gran marca o grupo automovilístico se encuentre detrás de Rivian. Lo que sí es evidente es que han contado con un considerable respaldo financiero y que debe haber algún buen motivo para no querer revelar su fuente.

    Desconocemos por el momento el origen de los fondos de Rivian Automotive, pero teniendo en cuenta el tamaño y la duración del proyecto estos deben haber sido cuantiosos, lo que está al alcance de muy pocos fondos de inversión privados. Aunque lo cierto es que la familia Scaringe cuenta con muy buenos contactos, ya que Scaringe padre es propietario de una compañía de ingeniería contratista de Defensa, además de las conexiones políticas de su pareja, Debbie Mayfield, senadora por el estado de Florida desde 2016.

    La nueva e inmensa factoría de Rivian, en Normal, Illinois.

    Por ahora, Rivian ya ha anunciado acuerdos tecnológicos con compañías como Pininfarina, a la que ha licenciado el uso de su novedosa plataforma eléctrica para la futura gama de modelos SUV que está a punto de lanzar la compañía italiana, ahora propiedad de Mahindra.

    Rivian habla de su misterioso pasado pero no revela todas sus incógnitas
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto