Alemania plantea subvenciones de 5.000 euros para coches eléctricos

El objetivo de un millón de coches eléctricos e híbridos enchufables en las carreteras alemanas para 2020 sigue muy lejos de ser realizable. Las autoridades están negociando con los fabricantes incentivos para reducir las diferencias de precio respecto a coches convencionales.

El año pasado se matricularon en Alemania tan solo 23.500 vehículos enchufables, de los cuales solo 12.300 fueron eléctricos puros. A solo cuatro años vista, está claro que es imposible llegar al millón de unidades en las calles. Los compradores necesitan incentivos para decantarse por coches más limpios.

Dado que los enchufables tienen un sobrecoste inicial importante, la mayoría de los compradores se decantan por motorizaciones convencionales. Solo hay que ver qué pasa en Noruega, Dinamarca u Holanda, la situación es inversa y se matriculan muchos más enchufables en relación al total.

Dentro de Alemania hay varios fabricantes que apoyan el coche eléctrico, como Audi, BMW, Mercedes, smart, Volkswagen y -a su manera- Opel. Es preferible para la economía alemana que los conductores dejen su dinero en esas marcas, y no en competidores externos como Nissan, Mitsubishi, Renault, etc.


Por lo tanto, el Gobierno de Angela Merkel está negociando con los fabricantes una fórmula para cofinanciar incentivos de 5.000 euros. Con esa cantidad se aplanan bastante las diferencias entre los modelos enchufables y los convencionales, y puede inclinar la balanza hacia los modelos enchufables.

A los motivos planteados hay que sumar el de reducir la contaminación y las emisiones de CO2 de los fabricantes. A todas las partes les interesa reducir esas cifras, los fabricantes quedan bien ante la Unión Europea reduciendo sus emisiones, y los gobernantes también se benefician de la reducción de emisiones que conllevan estos modelos.

En definitiva, se busca un beneficio colectivo, pero hay que meter dinero. En los primeros años de la crisis económica era más fácil ver subvenciones y apoyo de los gobiernos para coches eléctricos, que por entonces eran claramente minoritarios, había muy pocos modelos, y la situación era mucho más desfavorable.


¿Dónde están triunfando los coches eléctricos?

Allí donde hay apoyo gubernamental, de una forma o de otra. Los países con mayores cuotas de matriculación de eléctricos tienen o bien muchas ventajas asociadas a los enchufables, o muchas pegas relativas a los coches convencionales, o ambas cosas a la vez.

Ahora mismo, si dejamos en manos del mercado -sin intervención gubernamental- en manos de la oferta y demanda pura, los enchufables lo tienen crudo, especialmente en un escenario de bajos precios del combustible convencional. De ahí que esta medida tenga sentido. Obviamente las ayudas, de concederse, se podrían usar para coches tanto alemanes como no alemanes.

Todavía no se ha conseguido una equivalencia total de precios entre convencionales y enchufables. Renault lo ha intentado con el alquiler de las baterías, sacándolas del precio de compra, pero no ha sido una estrategia acertada. Es preferible subvencionar la diferencia y recuperarla a través de los impuestos a la compra.

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto