¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Toyota Yaris híbrido: presentación y argumentos principales

    8

    Motor.es acude a la presentación del nuevo utilitario híbrido cuyos argumentos son: un precio asequible sin comprometer calidad ni espacio y tecnología de última generación. Consumos realmente bajos, comportamiento adecuado y un equipamiento más que aceptable, completan una larga lista de motivos para que este Yaris se convierta en un éxito de ventas.

    Toyota ha invitado a los medios a una jornada relámpago en Amsterdam para que pudiéramos conocer de cerca su nueva propuesta Full Hybrid: el Yaris. El nuevo utilitario se convierte en una de las primeras propuestas híbridas en el segmento junto al Honda Jazz, aunque el Yaris HSD ha sido trabajado para reducir al máximo los costes sin comprometer la calidad, y lo cierto es que lo han conseguido.

    Ver todas las fotos de la presentación del Yaris híbrido

    Durante su presentación, hemos podido conocer todos los argumentos del utilitario japonés, y los detalles que no quedaban muy claros se han explicado muy bien, así que empecemos. Se trata de un coche del segmento B que se presenta como buque insignia entre la oferta Yaris disponible. Con este, Toyota ya tiene disponibles 3 modelos híbridos, y al término de este 2012, serán cinco las opciones disponibles.

    Sin embargo, el utilitario es más peculiar que sus hermanos mayores Prius e Auris. Su motor combina un gasolina que toma como base al de la segunda generación del Prius, siendo un 1.5 litros VVT-i que desarrolla 55kW (74 caballos) y un par máximo de 11 Nm entre 3.600 y 4.400 rpm, y un eléctrico de 45 kW y par de 169 Nm. En conjunto, el Yaris ofrece una potencia de 100 caballos. En el caso de los hermanos mayores, se usa un motor 1.8 litros.

    Prestaciones suficientes y consumos muy contenidos

    Evidentemente, el cambio prescinde de embragues y marchas manuales. Todo se concentra en una caja de cambios E-CVT que junto a los 100 caballos de potencia, consiguen unas prestaciones aceptables (aunque este modelo no está concebido para buscar ser el más rápido o el que acelera antes). Pasa de 0-50 km/h en 4 segundos, aunque de 0-100km/h en 11,8 segundos. La velocidad máxima es de 165 km/h.

    Sin embargo, el plato fuerte de este coche está en sus consumos homologados, de sólo 3,5 litros/100 km en ciclo combinado, 3,1 litros en territorio urbano y de 3,7 litros en carretera. En la toma de contacto os contaremos qué consumo obtuvimos nosotros, que a pesar de ser una cifra más alta, nos siguió pareciendo más que positiva. Sus emisiones de CO2 también son muy ajustadas, con sólo 79 g/km.

    Motor de gasolina y batería de níquel

    Toyota, como he dicho al principio, ha conseguido ajustar el precio de este coche al máximo. Para ello, ha tenido que prescindir de elementos costosos como una batería de iones litio, y en su lugar ha colocado una de hidruro de níquel. No obstante, se sitúa debajo del asiento posterior, aunque se ha trabajado mucho el tamaño de la misma para que no comprometiese el espacio de maletero (286 litros) y habitáculo.

    Han sido capaces de reducir el tamaño de la batería gracias al uso de diferentes componentes, como por ejemplo el hilo plano en vez de redondo en las bovinas. A esto hay que añadir, que el Yaris trata de usar siempre que puede el motor eléctrico, y que en cada atasco, semáforo o similares, siempre se mueve en modo EV, lo que al final repercute muy positivamente en las cifras lo que nos lleva a otro interesante dato: el motor permanece apagado hasta el 66% de la distancia media de recorridos urbanos y el 58% del tiempo invertido.

    Imagen más deportiva

    Otro aspecto a tener en cuenta es el radio de giro, ya que se sitúa en 4,7 metros, una cifra muy buena, así como las dimensiones del coche, que en batalla crece en 20 mm respecto a la versión normal.

    Si nos trasladamos al exterior del vehículo, a primera vista se encuentran diferencias acusadas, como son el paragolpes delantero, con una gran rejilla, que otorga una imagen más deportiva, así como los pilotos traeros con un diseño muy agradable de LEDS independientes.

    Niveles de acabados y precios

    El Yaris cuenta a su vez con dos niveles de acabados: Active y Advance. El básico, el Active cuenta con climatizador bizona, control de estabilidad, 7 airbags, bluetooth y cámara trasera. Opcionalmente se podrá subir el nivel de equipamiento por 300 euros sobre los 15.900 que cuesta el coche, añadiéndole el paquete techno, que incluye llantas de aleación, antinieblas delanteros, arranque por botón y control de crucero.

    El Advance que sería el más completo, cuenta con llantas de 16”, ajustes de suspensión y dirección, tapicería mixta cuero/tela, entrada y arranque sin llave, sensor de lluvia, retrovisores automáticos, sistema de sonido JBL… Con este paquete sale por 17.600 euros y opcionalmente se le puede añadir un techo panorámico que costaría 500 euros adicionales.

    Estad atentos porque en breves os contaremos cómo ha sido nuestra experiencia a bordo del utilitario japonés.

    Fuente: Toyota

    Toyota Yaris híbrido: presentación y argumentos principales