¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

La UE opina sobre los taxis y VTC en España, y no para bien

En España hay muchas trabas en el sector del transporte y debe liberalizarse. Son algunas de las conclusiones de un informe elaborado para la Comisión Europea que verá próximamente la luz. El borrador anima a estimular la competencia y eliminar trabas.

Fotografía: fotologic (Flickr) CC BY

La Comisión Europea encargó un informe sobre la situación del transporte en los países miembros, y algunos medios han tenido acceso al borrador. El documento, de 34 páginas, critica el modelo español por considerarlo ineficiente: los taxis son caros y las alternativas están muy restringidas.

El informe señala que de cada 10 españoles, menos del 30% se sube en un taxi más de una vez al mes. Debido a las trabas de la administración, los taxis son caros, y la mayor parte del tiempo circulan vacíos a la "caza" de clientes. Las tarifas del taxi están reguladas según la ciudad o la comunidad autónoma, no las fijan los taxistas libremente.

No solo eso, se dificulta la llegada de nuevos actores al negocio del transporte, en España solo son legales los vehículos de alquiler con conductor, los VTC. La cantidad de licencias de este tipo están directamente relacionadas con la del número de licencias de taxi, cuyos precios se han incrementado hasta el punto de tener que pagarlas con una hipoteca.

Simulación de coste de trayecto Plaza de Castilla-Atocha en Uber mediante coches con VTC, de 22 a 31 euros. No sale más barato que un taxi ni contando los suplementos

El informe se fija mucho en el fenómeno de los VTC en España. Los autores consideran que es una regulación absurda, diseñada para quitar poco negocio a los taxistas y para proteger a estos últimos. Hay muchos requisitos para la empresa, los vehículos, los empleados... y que eso sea rentable no es tan fácil.

Ahora mismo Uber funciona en España de la misma manera que Cabify, utilizan conductores profesionales con sus licencias VTC. En teoría no pueden circular por las calles buscando clientes, y los taxis sí. Tampoco pueden realizar viajes si no se conoce la ruta de antemano, a menos que el conductor no quiera ser sancionado.

No vale cualquier coche para VTC, ni mucho menos. La mayoría de los modelos empleados por taxistas, por no decir todos, no se pueden usar como VTC. Al final acaban siendo coches de gama alta o con motores relativamente grandes (como 2.2), con unos costes más elevados que los típicamente utilizados por taxistas. En algunas ciudades incluso se exige que tengan un precio mínimo, y no precisamente uno bajo.

Diferencias de precio en España de las carreras de taxi - Fuente: OCU

Bruselas publicará el informe más adelante, pero si no cambia suficientemente la redacción, las conclusiones apuntarán a una mayor competencia y menor regulación en el sector. La Administración debe facilitar las cosas a los taxistas y a los que quieren competir contra ellos.

El objetivo de liberalizar el sector es lograr un servicio más asequible, para que más clientes puedan disfrutarlos. Es cierto que los taxis españoles no son tan caros si se comparan con los de otros países europeos más al norte, pero el poder adquisitivo de sus habitantes también es más alto.

Previsiblemente el informe no gozará de la aprobación del sector del taxi, aunque sean bienvenidas las propuestas de reducir las trabas para estos profesionales. Todo lo que suene a competencia no está bien visto. En España los taxistas son autónomos o pequeñas empresas, no hay grandes grupos empresariales detrás. Por ese mismo motivo recelan fundamentalmente de Uber.

Diferencias de precio en España de las carreras de taxi - Fuente: OCU

En España los precios de los taxis dependen de cuatro factores: bajada de bandera (por subir al taxi), carrera mínima, distancia recorrida y tiempo de inactividad (como un semáforo). Un informe de la OCU de mayo de este año puso de manifiesto las grandes diferencias de precios: la ciudad más cara supera en un 89% a la más barata para carreras de 3 kilómetros y 5 minutos de espera en horario diurno. De noche o en festivos la diferencia se eleva al 110%.

Las empresas de VTC tienen mayor libertad para poner precios. A un coste similar al de un taxi proporcionan un transporte más discreto y en coche de gama superior, partiendo de la base de la ley les está obligando. Estos servicios privados no tienen precios regulados por la Administración.

¿Se utilizaría más el taxi y los VTC de haber más facilidad para competir y con precios más reducidos? Los autores del informe piensan que sí. El poco tiempo que UberPOP funcionó en España -con coches de particulares- demostró tener suficiente demanda, mucha gente quería moverse por la ciudad a un precio inferior a un taxi, aunque en algunos casos la diferencia de precio era mínima o el taxi era levemente más económico. Pero la justicia actuó, y Uber ahora opera de acuerdo a las reglas, o eso se supone.

Fuente: El Confidencial

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto