Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Prueba Fiat 500X 1.4 MultiAir 4x2 DCCT: equipamiento y conclusiones

10

El Fiat 500X no es un simple remarcado del Jeep Renegade. No solo tiene personalidad frente a su primo, también frente a otras alternativas de su categoría. Veamos si compensa adquirir esta versión o si hay alternativas más interesantes en la gama.

En la tercera parte vamos a analizar brevemente el equipamiento y opciones del Fiat 500X. Como se ha indicado previamente, hay versiones más "urbanas" y otras más "camperas". En el primer grupo están los 500X Pop, Pop Star y Lounge; en el segundo el Cross y el Cross Plus (como nuestra unidad de pruebas). Es una versión alta de gama, aunque el precio no es exagerado, casi 22.900 euros aplicando el descuento promocional de 3.460 euros. Este precio se puede mejorar financiando o entregando coche a cambio.

El sobreprecio del cambio automático sobre el 500X Cross Plus 1.4 MultiAir de 140 CV es de 1.700 euros, empieza a ser mucho dinero. Llama más la atención la diferencia de precio entre el 500X Lounge (el más equipado "de asfalto") y el 500X Cross Plus, hasta 890 euros más, y eso que los descuentos no son iguales. Es un coche de capricho y con esas premisas se ponen los precios.

El salto de precio es más acusado cuando se escoge la tracción total, el cambio automático, y el motor de 170 CV; van unidos indisolublemente. Ese se sube a 25.220 euros, aunque si se elige menos equipado, el Cross está a tiro por 90 euros menos que la versión probada con más potencia, cambio automático y tracción total. Que cada uno elija lo que más le convenga.

La unidad de pruebas tiene algunos extras, como los asientos de cuero con ajustes eléctricos

Uno de los equipamientos más interesantes del coche es el sistema UConnect Live con pantalla de 6,5 pulgadas, multimedia, navegador, teléfono integrado, conexión propia a Intenet y un aplicaciones nativas para escuchar radio por Internet (si el móvil es compatible), leer noticias recientes o conducir de forma más económica. Respecto a otras versiones del sistema funciona bien y rápido, y entiende unas cuantas órdenes de viva voz. Lo que no tiene es "tienda" de aplicaciones.

La aplicación eco:Drive monitoriza la forma de conducir (aceleración, frenada, velocidad y cambio) y da sugerencias para reducir el gasto. Si se lleva siempre en verde clarito, realmente el coche consume menos de lo habitual. Los datos de conducción se pueden mandar a la nube para posterior análisis o se almacenan en el disco USB.

También se conecta con Twitter y Facebook

Más interesante que las redes sociales me parece la función de ayuda, que puede mostrar al conductor en pocos toques de pantalla qué significa ese testigo que se ha encendido en el tablero, en caso de que su pereza le impida abrir el manual de instrucciones. El coche también avisa de los intervalos de mantenimiento y lo que queda para la siguiente revisión.

La pantalla del UConnect está muy bien ubicada, aunque a veces cuesta leerla si incide mucho la luz solar

La cámara de aparcamiento trasera es otro equipamiento útil, pero no viene de serie, 100 euros. Se ve muy bien de día, pero de noche o hay muy buena iluminación ambiental o la imagen se genera con mucho ruido de sensor, ya que aumenta mucho la sensibilidad a la luz (ISO) del mismo. También está disponible para el UConnect de pantalla inferior, la de 5,5".

La función de navegación cuenta con información de tráfico de TomTom Live. Eso permite detectar problemas en ruta con mucha mayor eficacia que confiando solo en los boletines de tráfico de la DGT/SCT, que solo avisan de los problemas más gordos y no siempre mientras se están produciendo. Este sistema es mucho más fiable, a menos que no disponga de datos en zonas concretas; TomTom dice que cubre el 99% de las carreteras.

Hay modelos más conectados en el segmento, como el Renault Captur, que dispone de más aplicaciones y "tienda" para poner otras muchas más. El 500X se sitúa en un nivel medio/alto en lo que a conectividad y posibilidades se refiere, y los que tengan un móvil de gama alta echarán de menos la combinación con Apple CarPlay o Android Auto. No tiene ni uno ni otro.

El cambio automático en este coche sale muy caro. Por 700 euros menos nos podemos llevar el diésel de 120 CV, eso sí, con cambio manual

Un vistazo rápido al equipamiento

La gama "asfáltica" viene con el Look Urban, con más piezas pintadas en color carrocería y con menos florituras tipo SUV. El nivel básico es el Pop, que ya viene con su aire acondicionado, sistema multimedia con mandos en el volante, control de crucero sin radar, elevalunas eléctricos, dotación básica de seguridad, etc.

Los detalles de interior y colores cambian de un acabado a otro

El Pop Star añade llantas de aleación de 17", pantalla táctil de 5,5", Bluetooth, volante y pomo del cambio de marchas en piel, faros antiniebla con función de iluminación en curva y retrovisores de color carrocería en vez de de color negro.

Más generoso es el Lounge, diferencia de precio aparte, con las llantas de 18", faros de xenón, climatizador bizona, tablero con pantalla LCD de 3,5", sistema UConnect más completo, navegador, sensores de aparcamiento, acceso y arranque sin llave, reposabrazos delantero, lunas tintadas, elementos cromados exteriores, etc.

Para aquellos que piensen "mancharle los zapatos" de vez en cuando deberán elegir neumáticos M+S, que mejoran mucho la motricidad

Si queremos tracción total o aspecto todocamino, tenemos que elegir uno de los dos Look Cross. El Cross viene con llantas de 17", el control de tracción mejorado, lunas tintadas, salida de escape brillante de tipo trapezoidal, protecciones inferiores, inserciones de plástico negro, logo en cromo satinado, barras de techo y algunas piezas cromadas. Este equivale al Pop Star.

El Cross Plus eleva los neumáticos hasta las 18 pulgadas, y hay varios diseños para elegir si no nos gustan las de esta unidad, que son opcionales. Equivale en dotacion al Lounge "asfáltico". Tanto este como el Cross tienen varias superficies del interior en acabado tipo aluminio cepillado, así como la inserción central en color gris en vez del color de carrocería.

Hay que jugar con el configurador para ver todas las combinaciones

En los dos casos hay algunos detalles escondidos con sabor Jeep, como el fondo del cofre central, que tiene un mapa de Melfi (donde está la fábrica) en relieve y superficie gomosa. Obviamente en el Jeep Renegade hay más detalles de ese tipo, ya que Jeep es una marca mucho más orientada al mundo del todoterreno y Fiat no tiene tradición en ese sentido.

El Look Cross incorpora las habituales defensas de plástico negro que resaltan los pasos de rueda y le acerca más al mundo del 4x4, aunque sea visualmente

A modo de conclusión, hay un 500X adecuado para un espectro muy amplio de gente, aunque quien prefiera un B-SUV más cómodo tendrá que mirar otras alternativas o equipar llantas menos "reshulonas" y con más perfil de neumático. Una cosa está clara, será una compra con personalidad, no se ven tanto como otros modelos de su categoría en las carreteras.

Noticias relacionadas

Prueba Fiat 500X 1.4 MultiAir 4x2 DCCT: equipamiento y conclusiones
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto