El fiasco de Mónaco, la clave del resurgimiento de Mercedes

  • El equipo alemán comenzó la temporada encontrando dificultades para seguir el ritmo de Ferrari, que contaba con un coche más fácil de reglar.
  • Tras un fin de semana lleno de dificultades en Mónaco, Mercedes ha conseguido solucionar muchos de los problemas del coche, mejorando su rendimiento.

El Mercedes W08 fue definido por Toto Wolff como una diva que en ocasiones se comportaba de manera caprichosa y, aunque sigue contando con determinadas debilidades con respecto al Ferrari SF70-H, lo cierto que es muchos de sus problemas se han ido solucionando con el paso de las carreras.

Según James Allison, Director Técnico de Mercedes, la clave estuvo en el Gran Premio de Mónaco, un fin de semana en el que Lewis Hamilton ni siquiera pasó a la Q3 en clasificación y en el que ninguno de sus dos pilotos terminó la carrera en el podio. “Mónaco fue un circuito en el que muy pocas de las cosas buenas de nuestro coche salieron a relucir y en cambio sí lo hicieron la mayoría de las malas. Y realmente fue muy útil, porque nos hizo concentrarnos en los problemas. Fue muy, muy beneficioso”, admitió Allison en declaraciones a Motorsport.com.

Nos ha resultado mucho más fácil diagnosticar dónde estaban los principales problemas y cómo atacarlos

Tras el Gran Premio de Mónaco, han llegado siete podios con tres victorias incluidas, además de cuatro poles, por lo que Allison considera que el equipo ha reaccionado de maravilla gracias a la identificación de varios problemas, especialmente a la hora de gestionar los neumáticos. “Después de Mónaco ganamos algunas carreras y conseguimos la pole en todas ellas (excepto en Hungría). Claramente hemos tenido un coche rápido. También nos ha resultado mucho más fácil diagnosticar dónde estaban los principales problemas y cómo atacarlos, así que ha sido de ayuda en dos frentes: como estímulo y como diagnóstico”.

James Allison ha llegado este año a Mercedes tras abandonar Ferrari a mediados de 2016.

Las principales debilidades del Mercedes W08 residen en una estrecha ventana de funcionamiento de los neumáticos, además de mayores problemas para plantar cara a Ferrari en circuitos de máxima carga aerodinámica como Mónaco o Hungaroring.

En cualquier caso, Mercedes ha minimizado en gran parte esos problemas y Toto Wolff destaca la fenomenal reacción del equipo que le ha permitido tomar ventaja en el campeonato de constructores. “Los diez días después de Mónaco fueron probablemente los más productivos del año. Estoy muy impresionado por cómo reaccionó y gestionó la situación el equipo. Cada fin de semana tratamos de identificar los problemas, encontrando soluciones para optimizar nuestro rendimiento. Encontramos dificultades constantemente, la mayoría de ellas invisibles para el público”, afirmó el austriaco.

Fotos: Mercedes AMG F1

Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×