¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    DragonSpeed reduce su programa en el IMSA para centrarse en Le Mans

    DragonSpeed reduce su programa en el IMSA para centrarse en Le Mans
    Renger Van der Zande volverá con DragonSpeed a Le Mans por la baja de Felix Rosenqvist.
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho3 min. lectura

    DragonSpeed ha reducido su programa en IMSA para centrarse en su entrada ampliada en las 24 Horas de Le Mans.

    El equipo de LMP2 sólo correrá en Road América y las 12 Horas de Sebring para tener dos coches en La Sarthe.

    DragonSpeed ha sido uno de los equipos más beneficiados por las bajas que se han producido entre los inscritos de las 24 Horas de Le Mans. De hecho, la formación americana ha pasado de tener una entrada, derivada de su participación con un Oreca 07-Gibson en las European Le Mans Series (ELMS), a disfrutar de dos 'boletos' para La Sarthe. Sin embargo, este cambio de planes ha obligado a DragonSpeed a reducir su esfuerzo en el IMSA. No obstante, el equipo tendrá que trasladar hasta Francia el LMP2 con el que compite de forma regular en Estados Unidos si quiere disfrutar de esta doble entrada en Le Mans.

    Con esta idea en mente, DragonSpeed ha confirmado que su esfuerzo en el IMSA WeatheTech SportsCar Championship se centrará únicamente en su participación en las rondas de Road America y Sebring, dejando a un lado su participación en Watkins Glen, Petit Le Mans y Laguna Seca. Una decisión que atiende a la necesidad de cumplir con las demandas logísticas y de transporte de enviar el vehículo del IMSA a las 24 Horas de Le Mans. Un hecho que todavía se complica más en una temporada marcada por la pandemia de COVID-19 que azota el planeta en general y Estados Unidos en particular.

    De cara a la clásica de la resistencia francesa y cita reina del WEC, el equipo contará con Ryan Cullen, Memo Rojas y Pipo Derani en el Oreca #21 que proviene de las ELMS y con Henrik Hedman, Ben Hanley y Renger Van der Zande en el Oreca #27. De esta forma, en el LMP2 que se trasladará de Estados Unidos a Francia compartirán volante los mismos pilotos que compitieron para DragonSpeed en Le Mans en las dos últimas ediciones, aunque en la clase LMP1. La presencia de Renger Van der Zande en Le Mans atiende a la baja de Felix Rosenqvist, que competirá en IndyCar el mismo fin de semana de Le Mans.

    Fotos: IMSA