¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Cómo Japón ha adelantado por la derecha a Occidente en materia de vehículos autónomos

    Honda Legend Hybrid EXHonda

    De manera casi inadvertida, Japón ha logrado aventajar a todas las potencias mundiales en materia de conducción autónoma, a pesar de no contar con tantos proyectos relacionados con esta tecnología como EEUU, Europa o China. Así es como Japón ha logrado situarse a la cabeza como nación en la carrera por el coche autónomo.

    La presentación del nuevo Honda Legend Hybrid EX dotado de la nueva suite Honda SENSING Elite ha sido un momento histórico para la industria del automóvil y va a suponer un punto de inflexión para la tecnología de conducción autónoma, pues se trata del verdadero primer sistema autónomo de nivel 3 que llega al mercado. Adelantando así al resto de proyectos que podemos encontrar a lo largo y ancho del globo.

    El desarrollo de tecnología de conducción autónoma no es simplemente una promesa de futuro, sino un verdadero mercado en el que actualmente podemos encontrar numerosos protagonistas y además, con presupuestos multimillonarios. A pesar de que aún nos encontramos dando los primeros pasos para llegar a esta futurista meta, la verdadera conducción autónoma completa o robotizada.

    El nuevo Honda Legend Hybrid EX dotado del sistema Honda SENSING Elite.

    Esta tecnología genera titulares cada pocos días o semanas, sin embargo, aún está lejos de llegar al gran público, ya que por el momento debemos conformarnos con sistemas de asistencia a la conducción (ADAS) que por sus capacidades o características realmente no pueden ser considerados autónomos completos.

    Aunque son muchos los proyectos y marcas que han apostado e invertido ingentes cantidades de dinero en esta tecnología. Hay algunos como el AutoPilot de Tesla, Waymo de Google o el Super Cruise de General Motors, que han logrado gran éxito mediático en los últimos años, a pesar de ser simples sistemas de asistencia de nivel 2.

    La inmensa mayoría de proyectos de este tipo los podemos encontrar en tres regiones principales: Norteamérica, Europa y China. A los que ha seguido de cerca Japón en todo momento, aunque sin el protagonismo o atención mediática que han tenido las iniciativas de otros países. Al menos hasta ahora, pues el lanzamiento de un solo modelo ha logrado que Japón se sitúe la cabeza de esta industria, al menos en lo que a sistemas que ya están en el mercado se refiere.

    El nuevo Honda Legend Hybrid EX es el primer modelo que cuenta con un sistema de nivel 3 funcional.

    Aunque la verdadera razón de este éxito no le corresponde exclusivamente a Honda, quien acaba de lanzar su sistema Traffic Jam Pilot de nivel 3 al mercado esta misma semana, sino a toda la industria en general y aunque parezca mentira, al propio gobierno japonés, que es casi tan responsable como la propia compañía que ha desarrollar el sistema.

    Lo cierto es que Honda no es realmente la primera marca que ha presentado un sistema como este, pues el Grupo VAG ya lo hizo mucho antes, con el anuncio en 2017 del Audi AI Traffic Jam Pilot durante la presentación oficial de la actual generación del Audi A8, o Mercedes, que también anunció el lanzamiento del sistema DRIVE PILOT el año pasado para el nuevo Clase S (W223). Sin embargo ha sido Honda, la última en anunciarlo, la primera marca que ha logrado ponerlo en el mercado. ¿Como es posible? Gracias al gobierno nipón.

    Mientras en Europa y América las autoridades competentes todavía se encuentran atascadas debido a las implicaciones legales que supone que un vehículo circule por vías públicas sin supervisión humana y al servicio de clientes particulares, lo que ha dejado a Audi sin capacidad de comercializar su sistema, el gobierno japonés se puso manos a la obra y durante varios años ha promulgado o modificado todas las leyes y reglamentos necesarios para homologar este tipo de sistemas. Y no hablamos simplemente de dar carta blanca a los fabricantes para desarrollar y probar dichas funciones autónomas en la calle, sino que han realizado auténticos avances en materia legislativa y normativa, incluyendo la que rige a las aseguradoras para poder adoptar esta tecnología.

    El Audi A8 fue el primero en anunciar el sistema Audi AI Traffic Jam Pilot, pero no pudo lanzarlo por problemas legislativos.

    De esta manera, Japón y Honda han pasado de ser los últimos de la fila en todos los estudios sobre la industria del coche autónomo de los últimos años a ser los primeros en poner en la calle un vehículo dotado de un sistema con capacidades de nivel 3. Aquellos que toman el control de todos los mandos (aceleración, frenada y dirección) y además permite que el conductor no deba estar supervisando constantemente la carretera, permitiendo que, tal y como reza el comunicado oficial de Honda, el conductor «pueda ver la televisión o un DVD en la pantalla de navegación, o bien utilizar el sistema de navegación para buscar la dirección de un destino, lo que contribuye a reducir la fatiga y el estrés del conductor en atascos».