¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    K-PAX Racing ve peligrar su campaña en el GT World Challenge Europe

    El español Andy Soucek es uno de los pilotos de K-PAX Racing en el GT World Challenge Europe.

    K-PAX Racing vive en la incertidumbre de si podrá desplazar su personal y su material desde Estados Unidos a Europa por el COVID-19.

    La formación es el equipo de referencia de Bentley en el GT World Challenge Europe tras los cambios realizados por la firma británica.

    La reestructuración del programa GT3 de Bentley, enfocando su equipo oficial a la disputa del Intercontinental GT Challenge con el apoyo de M-Sport, dejó una vacante de 'poder' en el GT World Challenge Europe. Pese a tener su sede en Estados Unidos, K-PAX Racing decidió asumir el rol de equipo de referencia de Bentley en el GTWC Europe. Sin embargo, la pandemia de COVID-19 ha complicado los planes de K-PAX Racing. Las restricciones para viajar que existen por culpa del virus hacen que el equipo son sede en California tenga serias dudas de poder desplazar su personal y material a Europa.

    Aunque se espera que las restricciones se alivien en parte de los países de la Unión Europea a finales de este mes, la incertidumbre reina ahora sobre los planes de K-PAX Racing, equipo con el que competirá el español Andy Soucek. Al respecto de esta situación, Darren Law como gerente del proyecto de K-PAX ha explicado: «Competir al 100% sigue siendo el plan. Todo nuestro equipo, todas nuestras herramientas y todos los camiones que hemos alquilado están es su lugar. Ahora esperamos que SRO y los diferentes países descubran que es lo que van a permitir. Si podemos viajar y se levantan las restricciones, vamos a competir. No hay cambios en el plan».

    En esta línea, el patrón de la estructura vinculada a Bentley ha añadido: «Hay rumores de que se van a aliviar las restricciones. Sé que SRO trabaja con los distintos gobiernos de toda Europa, estamos en contacto con ellos de manera constante. Desde el punto de vista de los pilotos, la mayoría son europeos y no creo que tengamos problemas. Sin embargo, hay un equipo detrás que debe gestionar dos coches de carreras y todo ese personal sí está en Estados Unidos, así que ese es nuestro mayor problema. Nuestra esperanza sigue siendo que podamos estar allí. Mantenemos los dedos cruzados».

    Fotos: K-PAX Racing