¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    MANHART GLR 700 LIMITED, el AMG GLC 63 S Coupé se vuelve inalcanzable

    MANHART GLR 700 LIMITED, el AMG GLC 63 S Coupé se vuelve inalcanzable
    23
    MANHART GLR 700 LIMITEDMANHART Performance
    Fran Romero
    Fran Romero4 min. lectura

    Los alemanes de MANHART Performance vuelven a la carga con una nueva propuesta más radical. Esta vez, el protagonista es el Mercedes-AMG GLC 63 S Coupé, la versión más deportiva del SUV de la marca de la estrella. Una edición limitada y muy exclusiva que realmente pone los pelos de gallina a la ahora de hablar de sus prestaciones.

    No es una de las creaciones más radicales de los especialistas de MANHART Performance, sino que más bien conserva los caracteres originales del Mercedes-AMG GLC 63 S Coupé. Los germanos han echado toda la carne en el asador para poner al modelo de la estrella de tres puntas en un nivel tan difícil de alcanzar como de igualar al exclusivo MANHART GLR 700 LIMITED.

    Su nombre lo dice casi todo, porque se trata de una edición especial de la que solamente se fabricarán 10 unidades, y todas pintadas con en negro brillante con los únicos detalles en contraste de los adhesivos decorativos en color oro. Esta versión del GLC Coupé más radical se presenta con una franja en el capó, techo y portón trasero, además de la parte baja de los umbrales de las puertas, y los bordes de las tomas de aire del paragolpes delantero, el spoiler posterior o el difusor trasero que engloba también los cuatro escapes cuadrados.

    Foto MANHART GLR 700 LIMITED - exterior
    El MANHART GLR 700 LIMITED pone la guinda más agresiva al AMG GLC 63 Coupé

    El MANHART GLR 700 LIMITED es tan potente como exclusivo

    Los de MANHART también han decorado los perfiles de las nuevas llantas de aleación de 21 pulgadas, montadas en neumáticos de medidas 265/40ZR21 delante y de 295/35ZR21 detrás. A diferencia del cuerpo, están pintadas en negro satinado, que les confiere un acabado más sofisticado, mientras que las pinzas de los frenos se presentan en amarillo. El MANHART GLR 700 se diferencia del más deportivo y extremo de los GLC Coupé por la suspensión neumática que cuenta con un nuevo ajuste que rebaja la altura de la carrocería en 30 milímetros.

    En el interior, el especialista en tuning también ha dejado su sello con una combinación muy atractiva, pues los asientos están tapizados en cuero negro perforado, con insertos en amarillo en la banqueta y respaldos. Del mismo color son también las costuras decorativas, así como la franja que viste la parte superior del salpicadero. Una atmósfera muy deportiva se completa con el revestimiento interior del techo interior en Alcantara.

    Por supuesto, el modelo de Mercedes llamará la atención, pero las prestaciones son la gran estrella: el potente motor V8 de 4.0 litros biturbo ha sufrido una importante modificación, sustituyendo los turbocompresores por unos de mayor diámetro, al igual que el intercooler y se ha instalado también una optimización del software de la unidad de control. El resultante GLR 700 pasa de los 510 CV de potencia máxima y ​​700 Nm de serie a la friolera de 707 CV y ​​905 Nm, digeridos por el cambio automático de 9 velocidades y la tracción total 4MATIC.

    Foto MANHART GLR 700 LIMITED - interior
    El interior del MANHART GLR 700 LIMITED destila deportividad con un aire más colorido
    MANHART GLR 700 LIMITED, el AMG GLC 63 S Coupé se vuelve inalcanzable