¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    MANHART Golf GTI 290, vuelta de tuerca más radical al compacto alemán

    MANHART Golf GTI 290, vuelta de tuerca más radical al compacto alemán
    9
    MANHART Golf GTI 290Manhart
    Fran Romero
    Fran Romero3 min. lectura

    Para muchos, la última generación del Volkswagen Golf GTI es más bien discreta, y no luce la deportividad que se le presupone a uno de los compactos más laureados del mercado. Pero hay solución, la de los especialistas alemanes de MANHART que han preparado un kit especial que afecta a la estética, chasis y motor, acercándose al rendimiento del Golf R.

    Discreto. Así es como definen muchos al nuevo Volkswagen Golf GTI. La marca alemana sigue imprimiendo una dosis muy justa de deportividad haciendo que cada vez sea más justo definirlo también como un «lobo con piel de cordero», cuando lo que quiere una gran mayoría es que este Volkswagen sea un lobo con piel de lobo. Es lo que los alemanes de MANHART han conseguido con el último kit.

    Los especialistas en tuning han preparado una serie de elementos que casi transforman por completo la estética, convirtiéndose en el MANHART Golf GTI 290. Por delante, el paragolpes es nuevo dando un mayor protagonismo al frontal con un diseño revisado de la gran parrilla inferior, ahora con un nuevo filamento rojo y los alpiques decorativos pintados en negro brillante. El preparador ha eliminado los LED que reproducen la bandera a cuadros de competición.

    Foto MANHART Golf GTI 290 - exterior
    La poderosa trasera del MANHART Golf GTI 290 aumenta la agresividad

    El MANHART Golf GTI 290, más cerca del nuevo GTI Clubsport

    El Golf GTI monta unas nuevas llantas de aleación multi-radio con un estilo Venturi de 19 pulgadas, y montadas en neumáticos de medida 225/35ZR19, ofreciendo una imagen más radical. A ello contribuyen los nuevos muelles de la suspensión que rebajan la altura al suelo en 40 milímetros. Por detrás, el difusor es también novedad, destacando también las canalizaciones aerodinámicas gracias a unos filos rojos. Los mismos que también se ofrecen como decoración para el lateral, portón y techo.

    Los de MANHART también han dado un toque especial al interior, no tanto en lo que a deportividad se refiere, sino más bien al lujo. Y es que el revestimiento del techo se ha sustituido por uno nuevo al más puro estilo Rolls-Royce, provisto de múltiples LED salpicados que recuerdan el cielo estrellado de los modelos de la firma británica.

    Los técnicos de MANHART sabían del margen de mejora que ofrece el potente motor de gasolina 2.0 TSI que desarrolla una potencia máxima de 245 CV y ​​un par motor de 370 Nm. Una nueva unidad electrónica de gestión aumenta estos parámetros hasta 290 CV y 425 Nm, que absorbe el cambio automático DSG de doble embrague y 7 velocidades. Un importante aumento que ha debido rebajar los 6,2 segundos que tarda en acelerar hasta 100 km/h, y que se desconoce, pero sí mantiene la velocidad máxima en 250 km/h.

    Foto MANHART Golf GTI 290 - interior
    El techo interior del MANHART Golf GTI 290 se inspira en el cielo estrellado de Rolls-Royce
    MANHART Golf GTI 290, vuelta de tuerca más radical al compacto alemán