¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Mercedes E63 AMG, convertido en una bestia con 850 CV gracias a Brabus

    19

    Por si el Mercedes E63 AMG estuviese falto de potencia, Brabus se ha puesto manos a la obra para radicalizarlo más. El resultado, 850 CV. Con un sistema Biturbo y más cilindrada, el Mercedes E63 AMG Estate se convierte en el Brabus 850 Biturbo, uno de los familiares más rápidos y potentes del planeta.

    El Salón de Essen 2013 abre sus puertas con la intención de ser una muestra de referencia de la oferta de los principales preparadores europeos. Brabus es toda una especialista en Mercedes, creando algunos de los modelos con base Merche más brutos que se recuerdan, y estará presente mostrando su preparación para el Mercedes E63 AMG Estate.

    El Brabus 850 Biturbo es uno de esos lobos con piel de cordero. Bajo un aspecto exterior muy similar al del Mercedes E63 AMG de serie, con pocos y discretos retoques, a la vez que acertados, se esconde mucha más potencia en su capó delantero, ofreciendo unas prestaciones a la altura de superdeportivos de relumbrón.

    El motor V8 twin-turbo del E63 AMG, con 5.461 centímetros cúbicos de origen, ve aumentada su cilindrada hasta los 5.912 centímetros cúbicos. Optimizando la admisión, inyección y electrónica, así como recurriendo a una doble turboalimentación con turbos de mayor tamaño, la potencia pasa de los 585 CV a unos impresionantes 850 CV.

    El par máximo asciende a 1.450 Nm, aunque se ve limitado de forma electrónica a 1.150 Nm para asegurar la fiabilidad mecánica. Una absoluta bestialidad en cifras que se ve acompañada de prestaciones sobre el asfalto a la altura, anunciando una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,1 segundos o 300 km/h de velocidad máxima, limitada electrónicamente. No obstante, con neumáticos específicos de altas prestaciones, se puede limitar la velocidad punta a 350 km/h.

    El Mercedes E63 AMG Estate se convierte así, gracias a Brabus, en uno de los familiares más rápidos sobre el planeta. Este kit de potenciación de Brabus es compatible con las versiones de tracción trasera o con la versión 4Matic de tracción integral.

    Pero la modificación en el motor AMG no es lo único que tiene preparado Brabus para el modelo, con un discreto kit aerodinámico para su carrocería con piezas fabricadas en fibra de carbono, junto a un escape deportivo de cuádruple salida, llantas de aleación exclusivas en 20 pulgadas o una personalización del interior que incluye tapizado en cuero de alta calidad. El precio de esta preparación no se ha dado a conocer, pero seguro que será no apto para todos los bolsillos.

    Mercedes E63 AMG, convertido en una bestia con 850 CV gracias a Brabus
    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto