¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Nuevos Porsche 911 Carrera 4 y Porsche 911 Targa 4, la familia crece

9

La nueva familia del 911 se amplia poco a poco. La marca de Stuttgart acaba de hacer oficial el lanzamiento de dos nuevas unidades, el Porsche 911 Carrera 4 y el Porsche 911 Targa 4. Ambos con motores doblemente turbopropulsados.

Hoy mismo hace un mes que conocimos al Porsche 911 2016. Este llamaba la atención por su gran salto evolutivo con respecto a generaciones anteriores. Ahora esa familia crece gracias a la llegada de dos nuevos miembros, el Porsche 911 Carrera 4 y el Porsche 911 Targa 4. Dos unidades codiciadas que hacen gala de los mismos cambios que sus hermanos de gama.

Porsche 911 Carrera 4S

Estéticamente no vemos ninguna diferencia con respecto a los 911 que ya conocemos, salvo las evidentes claro. En la unidad Carrera 4, el principal cambio es la franja de luz que une ambos faros traseros, rasgo característico de las unidades con tracción total de la familia 911. En cuanto al Targa 4, las modificaciones se centran en la bóveda acristalada que ha vuelto a acompañar al modelo desde el lanzamiento de la generación 991.

Más allá de estos retoque superficiales, que repetimos toman prestados de sus hermanos 911 y 911 Cabriolet, cabe destacar un ambiente interior mejorado. Al igual que las unidades Carrera que ya conocíamos, los 911 Carrera 4 y Targa 4 reciben los nuevos elementos de diseño y tecnología, tales como una pantalla central de mayor tamaño, mejor conectividad gracias al Porsche Comumnication Management y el volante derivado directamente del superdeportivo de la familia, el Porsche 918 Spyder.

Debajo del capó nos encontramos con el cambio más radical de esta generación del 991: la incorporación de motores turboalimentados. Porsche ha decidido dar este salto ante la necesidad de mejorar el rendimiento de sus motores, al igual que de bajar el consumo y las emisiones de su flota para así no estar sometida a sanciones por parte de los organismos gubernamentales.

Porsche 911 Targa 4

Tanto el Carrera 4 como el Targa 4 presentan un seis cilindros en línea de tres litros y dos turbos que generan una potencia de salida de 370 CV y 450 Nm de par motor. Esto significa que tanto la potencia como el par aumentan considerablemente con respecto a la generación anterior. Lo mismo ocurre con las unidades S que en esta ocasión presentan una potencia de 420 CV y 500 Nm de par motor, es decir un extra de 20 caballos con respecto al modelo actual.

Como ya hemos dicho, uno de los principales objetivos de la incorporación de los turbos es el de reducir los consumos sin que por ello las prestaciones se vean afectadas. En este punto hay que decir que el 911 Carrera 4 por primera vez consigue bajar de los cuatro segundos para hacer el 0 a 100 Km/h, quedándose en 3,8 segundos si equipamos el cambio PDK y el paquete Sport Chrono. Mientras tanto el Targa 4 tan solo necesita dos décimas de segundo para hacer el mismo ejercicio. Todo ello con un gasto homologado de 8 litros cada 100 kilómetros en ambos casos.

El dinamismo siempre ha jugado un papel fundamental en la historia de Porsche. Con cada generación del 911 la marca alemana se supera así misma incluyendo soluciones técnicas revolucionarias. En esta ocasión el chasis recibe una nueva puesta a punto, y se incluye por primera vez en las versiones más convencionales el eje trasero direccional, con el que se conseguirá mejorar la conducción en todos los sentidos.

Interior con pocos cambios, pero todos para mejor, incluido el volante del 918 Spyder

El nuevo volante integrará los diversos modos de conducción posibles: Normal, Sport, Sport Plus e Individual. Este último está disponible para que el conductor configure diversos parámetros a su completo gusto, tales como la respuesta del acelerador, la dureza de la suspensión, la altura del coche, la dirección, e incluso los soportes del motor.

Si incluimos la transmisión PDK el selector tendrá una posición adicional, el llamado "botón de respuesta Sport". Al seleccionarlo el tren motriz entra en una configuración de prelanzamiento. Durante 20 segundos estará preparado para entregar la máxima aceleración posible. Si pasado este tiempo no nota cambio alguno en la respuesta del conductor volverá al estado anterior.

Tanto el Porsche 911 Carrera 4 como el Porsche 911 Targa 4, así como las correspondientes versiones S de cada uno de los dos, y del Cabriolet en el caso del Carrera, ya están disponibles para la venta. Porsche no ha anunciado todavía precios para el mercado español, pero sí que admiten los primeros pedidos de estas joyas tan cotizadas. Las primeras unidades esperan entregarlas a finales de año.

Porsche 911 Targa 4S

Noticias relacionadas

Nuevos Porsche 911 Carrera 4 y Porsche 911 Targa 4, la familia crece
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto