¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    El Porsche #911 de Manthey Racing gana las 24 Horas de Nürburgring más cortas

    El Porsche #911 de Manthey Racing alcanzó la meta con ocho segundos de ventaja sobre el BMW #98.

    El Porsche #911 de Matteo Cairoli, Michael Christensen y Kevin Estre se ha impuesto en unas atípicas 24 Horas de Nürburgring.

    Una bandera roja de 15 horas por la densa niebla presente en el Nordschleife ha definido la carrera más corta de la historia del evento.

    El Porsche #911 de Manthey Racing pilotado por Matteo Cairoli, Michael Christensen y Kévin Estre ha conquistado las 24 Horas de Nürburgring 2021. Una edición que será recordada por ser la más corta de la historia de la prueba ya que sólo se pudieron completar 59 vueltas en unas nueve horas de carrera ya que la densa niebla impidió que los GT3 y el resto de vehículos que daban forma a la prueba pudieran competir. Podio del BMW #98 de ROWE Racing y del Mercedes 37 de GetSpeed, unidad en la que competía Dani Juncadella junto a Raffaele Marciello y Max Götz.

    La primera hora de carrera ya dejaba claro que las 24 Horas de Nürburgring se iban a decidir en clave meteorológica. Y es que más allá de la espectacular remontada de Kévin Estre con el Porsche #911 del undécimo al primer puesto -hasta el tercero en la primera vuelta-, la lluvia obligaba a los líderes a poner neumáticos de lluvia a las primeras de cambio. Con esta lluvia repentina se daban las primeras bajas entre los GT3, provocadas por unos neumáticos lisos rajados que no podían con la cantidad de agua en pista. Y también grandes alternancias, hasta el punto que el Mercedes #4 de Luca Stolz recuperaba la punta de la carrera.

    El Mercedes #4 de HRT pasaba así al frente del grupo, aunque no pasaba a llevar el peso de la carrera verdaderamente hasta la tercera hora. Luca Stolz superaba al Porsche #911 y afrontaba así la transición de neumáticos de lluvia a slicks tras la tormenta inicial en cabeza. Con todo, la estrategia de ROWE Racing añadía una dosis de incertidumbre a la batalla posicional entre el Mercedes #4 y el Porsche #911 en esta fase de la carrera en la que Audi decía adiós a casi todas sus opciones de victoria con problemas para los R8 de Phoenix Racing y Car Collection. También sufría problemas el Porsche #30.

    De hecho, el BMW #1 quedaba al frente al tomarse los resultados de la vuelta 34 cuando se mostraba la bandera roja tras seis horas de carrera, incluso si el Mercedes #4 era líder en el momento de la detención. La densa niebla presente en el Nordschleife hacia inútiles los intentos de mantener la carrera viva con zonas de velocidad controlada. Después de toda la noche con el evento detenido, el regreso a la acción a las 10:40 horas también se convertía en el punto decisivo de la carrera. De hecho, Maro Engel tenía un accidente con el Mercedes #4 poco después del reinicio y el BMW #1 se retiraba con un problema técnico.

    La recta final de unas 24 Horas de Nürburgring que apenas han tenido 10 horas de carrera se escribían a ritmo del Porsche #911. De hecho, el GT3 de Manthey Racing cruzaba la meta con 8,8 segundos de ventaja sobre el BMW #98 de ROWE Racing, pilotado por Connor de Phillipi, Martin Tomczyk y Marco Wittmann, resultado que se daba en gran medida por la estrategia en boxes del equipo campeón. Por su parte, Dani Juncadella, Raffaele Marciello y Max Götz se hacían con la tercera posición con el Mercedes #7 de GetSpeed tras superar por apenas 3,5 segundos al Porsche #44.

    Un podio con sabor español en el que Raffaele Marciello fue decisivo tras superar al Porsche #44 a diez minutos del final. Por su parte, el Audi #2 cerraba el 'top 5' de la prueba con un intento final de superar al Porsche de Falken Motorsports que no se consumaba por poco más de una décima. En lo que respecta a los españoles presentes en el 'Infierno Verde', más allá del podio de Juncadella hay pocos motivos para la celebración. Andy Soucek ha estado lejos de la victoria en la categoría Cup-X, mientras que el equipo de Mikel Azcona sólo pudo completar 4 horas con su CUPRA Léon Competición TCR.

    Fotos: Porsche Motorsport