¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Toyota desarrollará al completo el motor de su 'Rally1' híbrido

    Toyota desarrollará al completo el motor de su 'Rally1' híbrido
    Toyota Gazoo Racing ya ha divivido sus esfuerzos entre la temporada
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho3 min. lectura

    El 'Rally1' híbrido de Toyota equipará un motor de combustión desarrollado al 100% por los ingenieros de Toyota Gazoo Racing.

    Este es el último paso de Toyota para tomar el control de un proyecto en el WRC basado hasta ahora en socios externos.

    Toyota Gazoo Racing está en pleno proceso de diseño y desarrollo de su 'Rally1', el vehículo híbrido con el que competirán en el WRC a partir de 2022. Un proyecto que nace con ingredientes muy distintos a los que permitieron a Toyota regresar al Mundial de Rallies. Y es que su desembarco en el campeonato con el Toyota Yaris WRC se produjo con una estructura sustentada en el equipo de Tommi Mäkinen y con el apoyo de distintos socios externos para el desarrollo del motor. Sin embargo, Toyota Gazoo Racing ha tomado el control del equipo y ha cambiado el enfoque de su proyecto 'Rally1'.

    La evolución del proyecto de Toyota Gazoo Racing, ahora bajo gestión directa de la marca con la dirección de Jari-Matti Latvala ha permitido que el Toyota Yaris WRC equipe en 2020 un motor con un mayor número de componentes fabricados directamente por el gigante asiático. Sin embargo, este es el primer paso antes de dejar atrás la subcontratación y apostar por un motor 100% propio para el 'Rally1' de Toyota. Un proyecto bajo la supervisión de Tom Fowler que se está encajando de forma milimétrica con el trabajo de esta temporada, en la que todavía se compite con los World Rally Cars.

    «El equilibrio de recursos entre el proyecto actual y el desarrollo del coche de 2022 es una de las cosas más difíciles. Somos equipos del WRC, no de Fórmula 1. No estamos preparados para hacer el desarrollo de un vehículo completamente nuevo o un gran desarrollo durante cada temporada y al mismo tiempo diseñar un chasis diferente para la nueva generación de coches. El cambio de regulación supone un enorme pico de trabajo y es difícil de equilibrar todo. Es muy complejo atender a las peticiones de los pilotos y tener listo un coche nuevo en unos meses» ha asegurado Tom Fowler.

    Fotos: Toyota Gazoo Racing