¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    7 vehículos actuales con tubos de escape falsos

    8

    Hoy en día la estética deportiva vende. Es por eso que los fabricantes presentan vehículos de aspecto cada vez más dinámico, aunque a veces se tenga que acudir a técnicas algo polémicas como es el uso de adornar las vistas traseras con salidas de escape no funcionales.

    Los nuevos DS 4 y DS 4 Crossback poseen salidas de escape no funcionales

    Las marcas conocen que la estética de un vehículo, en la mayoría de los casos, es el factor decisivo a la hora de que un cliente se decida entre comprar un modelo u otro. Por ello numerosos fabricantes adornan la carrocería con añadidos dinámicos para brindar a sus modelos una mayor imagen de deportividad.

    La importancia del diseño para conseguir mayores ventas

    Muchos de estos añaden estilo a la zaga con llamativas pero falsas salidas de escape. Este hecho es cada vez más común a causa de los paquetes estéticos que ofrecen algunos fabricantes, de los cuales una multitud acaban sobre vehículos que montan bajo su capó propulsores diésel.

    Es el caso de los nuevos Mercedes, ya no es de extrañar ver a un Clase C o un GLC, por poner ejemplos, con atractivos embellecedores cromados simulando poseer una cola de escape a cada extremo del paragolpes. Sin embargo, la salida de escape real está escondida apuntando hacia abajo tras la falsa de la parte izquierda.

    El Mercedes GLC 250d que probó Autobild.de deja asomar la salida de escape real detrás de la cromada del lado izquierdo

    Otra conocida berlina alemana tampoco se ha podido resistir a los encantos de las falsas salidas de escape. El nuevo Passat B8 posee en varias versiones diésel y gasolina una doble salida de escape que está completamente tapada por un plástico de color negro. Al igual que ocurre con los Mercedes anteriormente mencionados, la verdadera se encuentra oculta en la parte izquierda.

    Los Audi A3 e-tron y Volkswagen Golf GTE comparten propulsor híbrido y numerosos componentes. Pero mientras el "coche del pueblo" se decanta por venderlo como un deportivo eficiente de estética agresiva a lo GTI provisto de dos salidas de escape a cada extremo del paragolpes, Audi, por otro lado, optó por esconder las salidas de humo para dar mayor imagen de coche limpio. En su lugar colocó dos tiras cromadas que buscan crearnos el efecto visual de que posee dos salidas de escape, para que no sintamos que nos falta algo al ver su zaga.

    Los franceses también son dados ahora por simular salidas de escape integradas en el paragolpes cuando en realidad no existen. Es el caso por ejemplo de los DS 4 y DS 4 Crossback, un compacto premium a la francesa en cuya parte trasera veremos un embellecedor cromado que nos hace pensar que posee dos salidas de escape pero realmente no veremos salir humo por ahí puesto que todo está tapado.

    Con esto se encontraron los chicos de ForceGT cuando miraron bajo un Peugeot 308 GT diésel

    El Peugeot 308 GT en sus versiones diésel también ha optado por esta técnica para sumar deportividad. Los apliques cromados de su paragolpes trasero son un simple adorno puesto que la salida de escape real se encuentra por detrás como en otros modelos de los que te hemos hablado.

    Por otra parte el Renault Megane GT posee un aspecto muy deportivo que nos hará disfrutar aún más del famoso compacto francés en su última generación. Sin embargo deberíamos saber que de las dos salidas de escape que posee, una de ellas está cerrada puesto que sólo la izquierda está conectada al sistema de escape del vehículo.

    Sin irnos del mismo fabricante, encontramos el extraño caso del nuevo Renault Espace. Un vehículo que ha evolucionado de monovolumen a SUV con un diseño muy atractivo combinado con gran alarde de tecnología y calidad. Sin embargo en su zaga vemos algo extraño ya que dos apliques cromados intentan imitar la ya comentada doble salida de escape, pero estos están situadas en una zona muy alta del paragolpes posterior y para más inri observamos a simple vista que en su interior se encuentran los sensores de aparcamiento.

    El Renault Espace tiene sensores de aparcamiento donde creemos que hay salidas de escape

    Los vehículos cada vez buscan mayor eficiencia mientras que el público anhela mayor deportividad, esta situación no hace más sino que prolifere este tipo de prácticas que cada vez serán más cotidianas. Como el uso de sistemas activos de sonido que nos proporcionan mayor sensación de deportividad mediante una melodía prefijada electrónicamente.

    Estos son sólo algunos modelos, puesto que sabemos que existen otros más que se venden en la actualidad y usan esta singular forma de aplicar mayor deportividad de forma únicamente cosmética. ¿Conoces algún caso más?

    7 vehículos actuales con tubos de escape falsos