¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    GP ChinaTres equipos han sido incapaces de mejorar sus tiempos de 2017 en Shanghái

    Williams, Toro Rosso y Sauber han sido más lentos de lo que lo fueron en China hace 12 meses, evidenciando sus problemas en este circuito.

    Mercedes ha mejorado de manera muy marginal, mientras Haas, Red Bull y McLaren han liderado dicho apartado al superar el segundo de mejora con respecto a 2017.

    Por tercera carrera consecutiva hemos podido presenciar un escenario notablemente distinto al anterior en la clasificación, porque si bien Ferrari sigue mandando con mucha autoridad en China, las cosas en el grupo intermedio han cambiado considerablemente, algo escenificado a la perfección en Toro Rosso, que ha pasado de disputar el liderato del mismo a hundirse en el último puesto.

    El frío y la presencia del viento han desdibujado el planteamiento visto en Bahréin, logrando Ferrari incrementar aún más su margen de ventaja sobre Mercedes, que ha aumentando en esta carrera un par de décimas más. Red Bull mantiene su déficit de carreras anteriores, algo que también puede decirse de Renault, que en condiciones de clasificación se mantiene como el equipo más consistente dentro del grupo intermedio.

    Pero si en Bahréin Toro Rosso disputó con intensidad tal honor a Renault, en esta ocasión el encargado de hacerlo ha sido Haas, que no obstante ha logrado su mejor tiempo en la Q2. Un tiempo que, de haberse producido en la sesión definitiva, habría colocado a Romain Grosjean en la séptima posición de parrilla y por delante de Nico Hülkenberg. Por su parte, Force India, McLaren y Williams reducen en este Gran Premio su déficit con la cabeza en relación a Bahréin, mientras que Sauber se mantiene al filo de los 3,5 segundos y vuelve al farolillo rojo.

    Haas, quien más mejora

    En lo referente a la comparativa de tiempos de este año con los de 2017, llama la atención sobre todas las cosas que hasta un total de tres equipos han sido incapaces de mejorar sus tiempos tras 12 meses de desarrollo. Williams, al igual que en Bahréin, vuelve a ser la formación que más pierde, siendo medio segundo más lenta que el año pasado. Sauber sigue de cerca esos registros, mientras que Toro Rosso prácticamente iguala su rendimiento de 2017.

    Entre los equipos que más han mejorado en el circuito de Shanghái, destaca Haas, que supera el segundo y medio de margen, mientras que Red Bull y McLaren sobrepasan también el segundo de diferencia. En la disputa por la cabeza, Ferrari ha logrado un considerable salto adelante de algo menos de siete décimas, mientras Mercedes únicamente ha sumado 53 milésimas de mejora.

    Fotos: Red Bull Content Pool