Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

La máquina de los rumores, a tope en Spa: Stroll, Ocon, Vandoorne y Kubica a escena

El Gran Premio de Bélgica suele ser prolijo en rumores de intercambios entre pilotos al marcar el inicio de la segunda mitad de la temporada.

La reciente compra de Force India por parte de Lawrence Stroll puede ocasionar un verdadero terremoto en la parrilla de Spa-Francorchamps.

El año pasado fue Carlos Sainz quien protagonizó numerosos rumores sobre su marcha de Toro Rosso en dirección a Renault con Jolyon Palmer como damnificado para Spa y, en esta ocasión, el protagonista es Lance Stroll, con Stoffel Vandoorne corriendo el riesgo de quedarse sin asiento, aunque con varios pilotos implicados en la supuesta operación.

Tras la compra de Force India por parte de un consorcio canadiense liderado por Lawrence Stroll, hijo del piloto de Williams, se da por hecho que Lance será piloto del equipo afincado en Silverstone en 2019, pero algunos le han colocado junto a Sergio Pérez ya para el Gran Premio de Bélgica que se celebrará a finales del presente mes de agosto.

Incluso Jacques Villeneuve, excampeón canadiense que actualmente ejerce de comentarista en Sky Italia, ha animado a Stroll a realizar dicho movimiento, que obviamente tendría a Esteban Ocon como damnificado al no aportar los 12 millones de euros que tiene como aval su compañero mexicano a través de diversos patrocinadores. Pero el protegido de Mercedes no se quedaría sin asiento, pues los rumores también le colocan en McLaren como sustituto de Stoffel Vandoorne, que no está convenciendo este año a Zak Brown y cuenta con un futuro bastante dudoso en la Fórmula 1.

Pero, si Lance Stroll se marcha, ¿quién le sustituye en Williams? La respuesta obvia sería Robert Kubica, que ejerce de piloto de desarrollo y ha completado muchos kilómetros con el coche de este año, además de aportar una buena cantidad económica en concepto de patrocinio a través de Lotos, empresa polaca que ya le apoyó en sus tiempos de los rallyes.

Posiblemente Stoffel Vandoorne sea uno de los pilotos con menos opciones de seguir en la Fórmula 1 la temporada que viene, ya que su imagen ha quedado dañada y no cuenta con gran apoyo económico.

Así las cosas y a la espera de lo que suceda realmente en Spa, ¿tienen sentido todos estos movimientos? No parece probable que vayan a ocurrir, por mucho que los Stroll pasen a controlar Force India, pues habría que romper muchos acuerdos comerciales y seguramente disgustar a Mercedes, socio clave en el proyecto de futuro del consorcio canadiense, que quiere convertir a Force India en un equipo estrechamente ligado a los alemanes. Además, Stroll tendría que ser capaz de rescindir sus acuerdos con Williams, que indudablemente se opondría a ello dada la delicada situación que vive, tanto a nivel deportivo como económico.

No sólo eso, pues la llegada de Ocon en sustitución de Vandoorne sólo se entendería si McLaren estuviera interesado en contratarle para 2019, algo que es ya sabido en el caso de Carlos Sainz, pero no en el de un piloto apoyado por Mercedes, una marca que no tiene influencia alguna en la formación de Woking.

Sin duda la máquina de los rumores trabaja a pleno rendimiento este verano en la Fórmula 1, aunque tras sucesos como el del fichaje de Daniel Ricciardo por Renault, resulta complicado poner la mano en el fuego por cualquier movimiento o ausencia del mismo.

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto