¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Renault pasa el crash test y anticipa un coche nuevo al 99%

La firma francesa está echando el resto para intentar dar el paso que le permita asaltar el título a corto plazo.

Su director ejecutivo asegura que en el coche de este año sólo se conservará la dirección asistida de 2018 y se muestra muy satisfecho con el nuevo motor.

No cabe duda de que la presión de cara a esta temporada ha aumentado considerablemente en Renault, pues ya son tres las temporadas completadas desde su vuelta a la Fórmula 1 y la llegada de Daniel Ricciardo es un claro signo de que ya ha llegado el momento de presentar una candidatura creíble a los puestos de cabeza.

Marcin Budkowski, director ejecutivo del equipo, admite en declaraciones a Motorsport.com que el coche de esta temporada será casi totalmente nuevo. Siempre es un reto crear un coche con miles y miles de piezas, y lo único que mantenemos del año pasado es la dirección asistida. Eso da una idea de lo mucho que el coche ha cambiado. Y lo hace porque estamos intentando extraer más rendimiento de cada área”, aseguró.

El RS.18 de la temporada pasada no cumplió las expectativas y el nuevo reglamento aerodinámico ha animado a Renault a empezar de cero con el diseño en un intento de acercarse considerablemente a los equipos punteros. “Es un gran esfuerzo hacerlo todo desde cero, a lo que sumamos el nuevo reglamento, pero tenemos un objetivo de rendimiento. Cuanto más tarde paremos, más rendimiento tendremos, pero más estrés habrá por llegar a tiempo (a la pretemporada), comentó Budkowski.

El equipo francés se presentará el próximo 12 de febrero y comenzará la pretemporada junto al resto de formaciones cinco días más tarde, en el Circuit de Barcelona-Catalunya. Budkowski reconoce que la finalización del coche va muy justa de plazo, pero asegura que no hay otro modo de trabajar con eficiencia. Vamos justos, muy justos. Pero siempre es así. Y si no lo fuera, entonces sería un error, porque por definición paras lo más tarde posible para intentar extraer el máximo rendimiento posible antes de construir las piezas para colocarlas en el coche”, dijo.

Poco tendrá que ver el RS.18 con el coche de esta temporada.

Los equipos apuran hasta el último minuto el trabajo en el túnel de viento antes de mandar fabricar las piezas que conformarán el coche inicial, para seguir trabajando a continuación en las primeras novedades destinadas a la primera carrera de la temporada.

Algo similar ocurre con el motor, que este año también ha sido renovado por completo. “Somos muy optimistas en lo que respecta al motor, pero es lo mismo que con el chasis: nunca termina hasta que cierras el motor y lo llevas a la primera carrera. Es muy prometedor en cuanto a rendimiento, pero aún tenemos que comprobar que es fiable y duradero, que es lo que estamos haciendo ahora en Viry (sede del departamento de motores de Renault)”, concluyó Budkowski.

Fotos: Renault Sport F1

Fuente: Motorsport.com

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto