Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Audi A4 2015, las cinco claves que marcan a la quinta generación

11

Al fin se desveló el secreto. Tras meses de espera y especulación el Audi A4 2015 ha sido presentado de manera oficial. La novena generación llega para convertirse en la berlina premium más tecnológica del segmento. Estas son sus cinco claves principales.

Desde el 2008 el A4 no había sido renovado. Siete años en los que el avance de la tecnología y la competencia han ocasionado que la berlina alemana se haya quedado retrasada con respecto a la competencia. Pero esto va a cambiar, el Audi A4 2015 ya está aquí y su llegada lo catapulta una vez más a la cabeza. Un despliegue técnico y tecnológico que te resumimos en estas cinco claves.

Nuevo frontal para el A4 2015, más afilado que el de su predecesor

Diseño

Bien es cierto que Audi no ha arriesgado mucho en el diseño del nuevo A4. Su estilo es continuista, pero a pesar de ello se han introducido cambios para no solo hacerlo más atractivo sino también para hacerlo más eficiente. Vemos como las curvas de la generación anterior desaparecen para dejar paso a unas líneas más angulosas y afiladas. Un estilo más agresivo, aunque tampoco en exceso. A fin de cuentas el A4 siempre se ha vendido bien, así que su diseño tampoco debía ser revolucionario, un paso hacia adelante, pero con cautela.

Como decimos el diseño se ha alterado para hacer al A4 2015 el más eficiente, aerodinámicamente hablando, del segmento con un coeficiente de 0,23. La verdad es que en diversas zonas recuerda a un Audi A3 Sedan, sobre todo en la zaga, pero es un estilo que Audi ha implantado en la mayor parte de su gama. Otro de los principales focos de atención son los faros. En ambos casos, delanteros y traseros, tiene la posibilidad de contar con la tecnología LED y Matrix LED, esto facilita la integración de nuevos grafismos, más atractivos.

Interior

El nuevo Audi A4 apenas varía sus medidas con respecto a la generación anterior. Apenas hay que sumarle un par de centímetros más al largo total y dos a la distancia entre ejes. Estas pequeñas variaciones provocan que el espacio interior haya sido mejor aprovechado. Los pasajeros de la segunda fila de asientos dispondrán de un mayor espacio para las piernas, al igual que el maletero crece su tamaño. Por ejemplo el Avant presenta un mínimo de 505 litros, antes 490, ampliables hasta los 1.510 litros si abatimos la segunda fila de asientos. Un espacio más que considerable.

Interior vanguardista con la tecnología como principal premisa

Por supuesto la calidad es algo que sigue siendo inherente a los coches de Audi. Una vez más esta sigue estando presente, pero en esta ocasión se ha llevado un poco más allá con el empleo de nuevos materiales que deben aportar una mayor sensación de calidad percibida. Obviamente para aquellos que aun buscan más deberán acudir a la sección Audi Exclusive, eso sí, con su correspondiente incremento de precio. Sin embargo donde el A4 no dejará de sorprenderte es en su tecnología, sin lugar a dudas el campo más revolucionado de esta novena generación.

Tecnología

Como antes mencionábamos, el Audi A4 se había quedado en cierto modo anticuado, más si lo tenemos en cuenta desde un punto de vista tecnológico. Audi siempre hace gala de sus desarrollos tecnológicos, así que el nuevo A4 debía incorporar la última tecnología, y vaya si lo ha hecho. Con respecto a la generación anterior no es un salto, sino dos o tres. Tal y como te hemos contado en la tecnología del Audi A4 2015, esta puede llegar a ser desbordante. Por ejemplo un A4 2015 completamente equipado puede llegar a disponer de hasta 90 unidades de control diferentes.

La tecnología se ha aplicado en todas las partes del coche. Desde la fabricación, que gracias al empleo de materiales ligeros se ha conseguido reducir el peso en 120 kilogramos, hasta la eficiencia de los motores, donde todos se muestran con unos consumos y unas emisiones realmente bajas. Por supuesto la tecnología de a bordo es la que más se ha implementado, teniendo la posibilidad de incluir elementos como el Audi Virtual Cockpit o el Head-Up Display. La seguridad también ha recibido gran parte de las innovaciones, como ejemplo decir que todas las unidades llegarán con el Audi pre sense como elemento de serie.

Eficiencia

El principal foco de atención en el desarrollo de esta nueva generación del Audi A4 ha sido la de reducir la cantidad de emisiones contaminantes y la de aumentar el ahorro de sus motores. Huelga decir que todas las unidades llegan con la etiqueta EURO 6 en cuanto a emisiones, pero es que alguno de sus motores se postulan como los mejores del mercado en cuanto a ahorros, siendo el 2.0 TDI Ultra el que mejores cifras presenta con un consumo homologado de 3,7 litros a los 100 Kilómetros y tan solo 95 gr CO2 por kilómetro.

Como punto de partida el nuevo A4 dispondrá de una extensa gama de motores, formada por tres gasolina y cuatro diésel. Las potencias oscilarán entre los 150 y los 272 CV. Más adelante se introducirá la versión más potente, el Audi S4 2016. Actualmente esta unidad mostraba una potencia de 333 CV. Se especula que la nueva crecerá en rendimiento, y gracias a un motor de seis cilindros será capaz de llegar hasta los 350 caballos como mínimo. En el lado opuesto de la gama se situará una versión con combustible alternativo, el Audi A4 g-tron, que llegará desde el mismo momento del lanzamiento.

Variantes g-tron y e-tron

Ya hemos dicho que la tecnología es la principal novedad del A4 2015, sin embargo mención aparte merece la unidad impulsada por gas natural, el g-tron. Este formará parte de la oferta de lanzamiento, y será capaz de mostrar las mismas prestaciones que cualquier motor con combustibles habituales. Audi ha querido relacionarlo con un motor 2.0 TFSI de 170 CV. No es el motor más dinámico de la gama, sin embargo la relación de prestaciones y consumos pueden que la hagan una de las más atractivas, ya que con un consumo de menos de cuatro kilogramos de gas por cada 100 kilómetros presenta una autonomía de 500 kilómetros. Solo hay que echar cuentas: el kilogramo de gas natural cuesta alrededor de los 70 céntimos.

La técnica de Audi se hace patente en la dinámica del nuevo A4

Aunque todavía no está confirmada sabemos que habrá una versión híbrida enchufable, el e-tron. Su llegada se hace necesaria por el simple hecho que sus rivales más directos ya presentan variantes de este tipo. Además Audi ya dispone de la tecnología para hacerla realidad, la misma que emplea el Audi A3 e-tron. Un compacto que es capaz de homologar un consumo mixto de 1,7 litros cada 100 kilómetros. Más adelante deberíamos empezar a saber más acerca de esta versión que también se hará extensible a otros modelos de la marca como el Audi Q7 3-0 TDI e-tron.

Noticias relacionadas

Audi A4 2015, las cinco claves que marcan a la quinta generación
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto