¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Audi Sport planea poner a la venta gran parte de sus Audi RS 5 DTM

    René Rast ha sido uno de los pilotos de Audi que ha mostrado su interés por comprar alguno de sus coches.

    Audi Sport está decidida a vender la mayoría de sus Audi RS 5 DTM una vez que termine su proyecto oficial en el DTM.

    Los pilotos de la marca tendrán prioridad, pero la marca de Ingolstadt está abierta a vender sus coches a coleccionistas privados.

    El DTM se encamina hacia un nuevo escenario con la normativa 'GT Pro'. Los vehículos GT3 y los equipos privados darán relevo a los DTM turbo bajo reglamento 'Class 1' y a las propias marcas, ya que no habrá presencia oficial de ningún fabricante en el certamen. Así lo ha decidido ITR como promotor de la serie con el beneplácito de Audi y BMW, socios que han dado luz verde a este proyecto tras tomar la decisión de dejar el campeonato. De hecho, tanto Audi como BMW están mirando opciones de dar una nueva vida a los motores turbo de sus DTM en otras disciplinas.

    En la línea de dar una nueva vida competitiva a estos motores turbo de 2.0 litros y disposición de cuatro cilindros en línea con 580 CV de potencia, Audi quiere dar un bonito final a sus Audi RS 5 DTM. De hecho, la firma alemana está dispuesta a vender casi todas las unidades de su vehículo, reservando para su museo las unidades que no puedan llegar a vender. En esta línea, la firma de Ingolstadt ha dado prioridad a sus pilotos a la hora de adquirir estos Audi RS 5 DTM, a sabiendas que los pilotos suelen tener una conexión especial con sus coches y no dudan en gastar dinero para conservarlos.

    Sin ir más lejos, René Rast ha mostrado interés en comprar los Audi RS 5 DTM de 2017 y 2019, los vehículos con los que ganó sus dos títulos del DTM. Con todo, está por ver que pasaría con el coche de este año, ya que Rast está en disposición de ganar su tercer título del DTM en su duelo particular con Nico Müller y Robin Frijns. Sea como fuere, Rast no es el único piloto que ha mostrado interés por hacerse con uno de sus coches y Mike Rockenfeller quiere tener en su colección el Audi con el que se proclamó campeón en 2013.

    Fuente: Speedweek / Fotos: DTM