¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Igualdad de software entre marcas y clientes en los 'Gen3' de Fórmula E

    Igualdad de software entre marcas y clientes en los 'Gen3' de Fórmula E
    Virgin Racing es uno de los 'equipos-cliente' presentes en la Fórmula E, en este caso de Audi Sport.
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho3 min. lectura

    La Fórmula E obliga a los fabricantes a que suministren el mismo software que usas en sus 'Gen3' a los 'equipos-cliente'.

    El promotor del certamen intenta así que las diferencias entre las marcas y los equipos sean lo más pequeñas posibles.

    La temporada 2020-21 de Fórmula E está a punto de abrir sus puertas, circunstancia que no impide al promotor de la serie eléctrica mirar al futuro del campeonato y definir alguna de las claves de su nueva era. Con el debut de los 'Gen 3' en la temporada 2022 llegarán también algunos cambios normativos con el fin de controlar gastos y mantener el equilibrio a nivel competitivo. Entre los mismos, la Fórmula E potenciará la paridad entre los fabricantes y los 'equipos-cliente' con el fin de mantener estable la brecha que puede existir entre las marcas y las estructuras que utilizan sus monoplazas.

    Con este objetivo en mente, la Fórmula E exigirá a los fabricantes que los 'Gen 3' propios y los de los 'equipos-cliente' equipen el mismo software y reciban las posibles actualizaciones del mismo para cada carrera. De esta forma, la categoría se asegura su objetivo de proteger y aumentar la competitividad de los equipos privados que compiten con el monoplaza de uno de los fabricantes que compiten en la serie, sin que además aumente el coste para las marcas. Al final, el software se ha convertido en clave en el rendimiento por la optimización de la eficiencia energética y del frenado regenerativo.

    Frédéric Bertrand, director de la Fórmula E y de proyectos innovadores de la FIA ha señalado: «Hasta ahora, los fabricantes podían entregar el automóvil a sus clientes, pero no era así con las actualizaciones de rendimiento del software. Esto ya no será así con los 'Gen3'. El coche tendrá que entregarse actualizado de la misma forma que el coche del equipo oficial. En cada carrera, la marca tendrá que proporcionar al cliente el mismo software que utilice. Con este cambio aseguramos la progresión saludable del certamen. Es lo que queríamos porque el software es uno de los caminos más rápidos de rendimiento y desarrollo».

    Fuente: Autosport / Fotos: FIA Fórmula E