¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    IndyCarCoyne repartirá el segundo coche en 2018 y prueba a Pietro Fittipaldi

    El equipo en el que milita Sébastien Bourdais no consigue encontrar un piloto con presupuesto para una temporada completa.

    Fittipaldi se suma a la terna, de la que se cae Hawskworth y a la que podría entrar otro piloto.

    Sensaciones positivas en los test de Fittipaldi y Zachary Claman DeMelo.

    Dale Coyne Racing parece volver parcialmente a viejas costumbres para la temporada 2018 de IndyCar. Su amplia inversión para dar un salto de calidad en 2017 se vio cercenada con la lesión de Sébastien Bourdais y los múltiples accidentes en verano que dañaron seriamente las finanzas del equipo, que lo pagó a final de temporada. La marcha inesperada de Ed Jones a Ganassi ha sido otro duro inconveniente para un equipo que, a día de hoy, aún no ha encontrado un piloto a tiempo completo para su segundo coche, y parece que esta situación no va a cambiar en breve.

    Durante meses, el nombre de Zachary Claman DeMelo ha sonado en todos los mentideros como el potencial segundo piloto, tras debutar con Rahal en Sonoma. Pese a que un problema burocrático se lo impidió a principios de mes, el piloto canadiense logró al fin probar con el equipo de Dale Coyne durante esta semana en los test privados de Sebring, pero sus opciones de pilotar todo el año parecen ahora remotas.

    En el último mes, surgieron informaciones que apuntaban a la posibilidad de que Honda instigase el regreso de Jack Hawksworth, piloto de Herta y Foyt entre 2014 y 2016, para compartir el coche con el canadiense, pero esta semana apareció la opción de Pietro Fittipaldi. El piloto brasileño, que manifestó hace dos semanas su intención de competir en Estados Unidos, llevó a cabo un test con un Indy Lights del equipo Juncos, pero decidió quedarse un día más para probar las aguas, y le surgió la oportunidad de probar con Coyne, dado que Bourdais se había dirigido ya a Daytona para disputar las 24 Horas.

    Ahora, el dilema está en saber como y a quién montar, y todo apunta a que el equipo tendrá que rotar a varios pilotos, como ya ocurriese en otras temporadas. Así lo ha reconocido Dale Coyne, en declaraciones a Motorsport.com: "Creo que tendremos que tener al menos dos (pilotos) en ese coche. No veo a nadie viniendo con un presupuesto completo, y necesito tener los acuerdos firmados para finales de la próxima semana, cuando probemos en Sonoma".

    Coyne, eso sí, ha dado por improbable la opción de que Jack Hawksworth sea uno de los elegidos, y ha mencionado a un tercer candidato sin experiencia previa en monoplazas estadounidenses: "No sé quién probará allí, podría ser Zachary, Pietro o un tercer tipo. La opción de un acuerdo con Hawksworth se ha desvanecido un poco. Ese otro piloto sería alguien que no ha estado en IndyCar o Indy Lights, pero que tiene experiencia en monoplazas".

    Fittipaldi y Claman DeMelo reciben un primer aprobado

    Sobre los pilotos de su test, Coyne tuvo palabras elogiosas hacia Claman DeMelo, del que aseguró que "sabía lo que hacía en el coche", y para Fittipaldi, al que alabó por su dedicación durante el test: "Tuvo que entender el punto óptimo de los neumáticos, que es lo complicado de estos coches, y requiere experiencia, pero se lo tomó todo muy en serio: llegó pronto, se fue tarde, estudió los datos, vio las onboards y su feedback era muy bueno". Asimismo, tiró balones fuera sobre la posible presencia de Claman DeMelo en los óvalos debido a su experiencia previa en Indy Lights: "Hay un par de factores a considerar antes de decidir a quién poner en esos eventos, patrocinadores que querrán ciertas carreras...".

    Por su parte, Fittipaldi se ha mostrado satisfecho con los dos test efectuados esta semana, y valoró el IndyCar respecto al Fórmula V8 3.5 como un coche "similar en cuanto a aerodinámica y estilo de pilotaje. Obviamente, tiene más potencia, se frena más tarde y se va más rápido en las curvas", declaró a Motorsport.com. Con todo, el brasileño sigue dándose un plazo de tiempo breve para definir sus planes de cara a la temporada: "Sé que esto tendría que estar cerrado muy pronto, y mis planes estarán finalizados en una o dos semanas. Sería genial poder correr en IndyCar". Sea él, Claman DeMelo, el tercer piloto misterioso o todos ellos juntos, no tardaremos en salir de dudas.

    Fotos: IndyCar Media

    Fuente: Motorsport.com

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto