¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

Probamos el Abarth Punto Evo ¿Mejor que el Abarth 500?

7

¿Es preferible un Abarth Punto Evo o un Abarth 500? El primero es más grande y potente pero el segundo aporta más ligereza y agilidad. Hemos probado ambos modelos para contarte cómo son.

Abarth sabe cómo dar a sus modelos un carácter más racing y exclusivo y buena prueba de ello son los dos coches que ofrece en el mercado: El Punto Evo 1.4 16v Turbo MultiAir 165 CV y el 500 1.4 16v T-Jet 135 CV. Entre los clientes que se decanten por esta marca no serán pocos los que duden si merece la pena un Abarth Punto Evo o es mejor opción un Abarth 500.

La diferencia de precio entre ambos modelos de la firma del escorpión es pequeña -18.690 euros el Punto y 19.440 euros el 500-, ofrecen elementos de equipamiento similares y los dos disponen de una estética decididamente deportiva ¿Cuál de estos dos italianos interesa más?

Abarth Punto Evo

La primera diferencia fundamental salta a la vista: El Punto Evo tiene unas dimensiones mayores con 40 centímetros más de longitud y 10 más de anchura en comparación con la recortada silueta de su hermano pequeño. Eso conlleva una mayor habitabilidad, dos plazas traseras utilizables de vez en cuando y un maletero con un volumen más aprovechable -275 litros frente a los 185 del 500-. Definitivamente el Punto es más práctico, sin duda.

Pero cuando hablamos de un coche con vocación deportiva lo importante es el motor. Ambos parten del mismo bloque de gasolina 1.4 16 válvulas pero con diferentes modificaciones que permiten al Abarth Punto Evo obtener una potencia de 165 CV frente a los 135 CV del 500. Pese a que la ventaja del caballaje es para el Punto, el 500 hace valer sus contenidas dimensiones y sus 180 kilos de peso menos.

Abarth 500

El resultado son unas prestaciones casi calcadas pero que difieren en la forma de entregar esa potencia a las ruedas. El Abarth 500 pide llevar el motor más alto de vueltas, alegre, y ofrece más diversión al volante. Claro está que en Abarth Punto Evo no te vas a aburrir porque anda, y mucho, pero no tiene ese nervio, esa agilidad y esa sensación de estar pilotando algo parecido a un kart. En el apartado dinámico la ventaja es para el 500.

No es posible decir cuál es mejor o peor, simplemente son diferentes. El Abarth Punto Evo cautivará a aquellos que busquen un coche de excelentes prestaciones pero que a la vez permita un uso cotidiano y una cierta polivalencia. Por su parte, el Abarth 500 hechizará a los conductores que anteponen las sensaciones de conducción gratificantes y deportivas sobre cualquier cosa.

¿Quieres conocer todos los detalles de estos dos modelos? ¡Lee nuestra prueba del Abarth Punto Evo y la prueba del Abarth 500!

Noticias relacionadas

  • Comentario de Jose David Pascual
    01/08/2011 (07:50)

    Jose David Pascual

    "Muy bonito y las fotos están muy bien. Saludos."

Probamos el Abarth Punto Evo ¿Mejor que el Abarth 500?
Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto