¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Conoce los dos proyectos aprobados de 'Project Pitlane': así ayuda la F1 a la salud

    Conoce los dos proyectos aprobados de 'Project Pitlane': así ayuda la F1 a la salud
    El proyecto adquiere el nombre del carril por el que transitan todos los monoplazas en cada GP.Red Bull
    Juan Muñoz
    Juan Muñoz4 min. lectura

    El sistema sanitario se ha visto colapsado ante la avalancha de casos de coronavirus que ha necesitado atención médica en los últimos meses.

    Los respiradores son esenciales para aquellos pacientes graves que no puedan hacer funcionar sus pulmones con normalidad.

    La Fórmula 1 ya ha demostrado en el pasado que la tecnología que implementan sus monoplazas puede servir para contribuir en otros sectores alejados del mundo del motor, más allá de las implementaciones que se realizan en los coches de calle. El campo de la salud es uno de los que se ha visto más beneficiados por estos avances, los cuales les han permitido seguir adelante de forma más efectiva y contundente.

    En la lucha contra el coronavirus, la parrilla de la categoría reina se ha implicado de lleno desde el primer momento: si bien las fábricas de los equipos se encuentran cerradas al haberse adelantado el parón veraniego para poder correr en los meses de verano y mantener una cierta seguridad protocolaria, las escuderías han puesto sus instalaciones a disposición de los sistemas de salud para ayudar a fabricar material sanitario de calidad que contribuya a una pronta salida de esta crisis.

    Renault y Red Bull han aparcado sus diferencias del pasado para contribuir a la salud general del planeta.

    En concreto, los siete equipos con base en Reino Unido se han aliado para fundar ‘Project Pitlane’, una asociación que producirá más de 20.000 respiradores que irán destinados a los centros de salud, una entidad organizada por la Fórmula 1. Por el momento, esta confederación ha recibido luz verde para estos ventiladores que se han convertido en algo habitual en nuestras vidas a causa de los estragos originados por el Covid-19, además de un ‘Sistema de ventilación de fabricación rápida’ ideado por Mercedes, el cuál ha recibido más de 10.000 pedidos hasta la fecha.

    Este método de presión positiva continua de las vías respiratorias, conocido bajo las siglas ‘CPAP’ en inglés que se manufactura en la sede de Brixworth, se fabrica en lotes de hasta 1.000 unidades diarias gracias a 40 máquinas que funcionan a pleno rendimiento. Sin embargo, un tercer planteamiento llevado a cabo por Red Bull y Renault bajo una estrecha colaboración ha sido rechazado por el NHS, el servicio nacional de salud británico.

    Éste consistía en un respirador de bajo coste conocido como proyecto BlueSky en el que ambas escuderías trabajaron 18 horas al día durante tres semanas, aunque el requerimiento de respiradores más específicos y sofisticados ha denegado una posible aprobación inicial del mismo.

    «Los líderes del proyecto del equipo de F1 para BlueSky, Red Bull y Renault, han demostrado una brillante dedicación y habilidad a lo largo del proyecto», comentó un portavoz de la F1. «Deberían sentirse orgullosos del trabajo que han realizado para desarrollar un nuevo dispositivo con un empresario del NHS, y continuarán aportando contribuciones vitales al Project Pitlane. Los siete equipos continúan centrando sus esfuerzos colectivos en las dos corrientes de trabajo restantes, mientras que siguen preparados para responder a cualquier otra petición de ayuda»

    Fuente: Autosport / Fotos: Renault F1 Team