Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

GP AzerbaiyánGasly se temió lo peor: "Me vi por los aires"

Una reedición del toque entre ambos pilotos de Toro Rosso en China pero elevado a la máxima potencia estuvo a punto de sucederse en Bakú.

Hartley se arrepiente de no haber podido apartarse a tiempo, y Gasly lo cataloga del momento más escalofriante de su carrera.

Los muros y las curvas a alta velocidad pueden ser una mala combinación de no tomar el vértice de la manera adecuada. Sin embargo, encontrarte con un coche justo por delante a más de 300 kilómetros por hora supone una situación bastante más alarmante, un plato de mal gusto si además el piloto que va a bordo de dicho monoplaza es tu compañero de equipo.

“Fue un desastre, estoy bastante molesto por ello”, admitió Brendon Hartley tras casi provocar un incidente de dimensiones mayúsculas entre las protecciones del circuito de Bakú. “No había cerrado una vuelta todavía y las dos veces salieron banderas amarillas. Luego toqué el muro, y por el lado izquierdo sabía que tendría problemas, así que bajé la velocidad, pero no sabía que Pierre estaba tan cerca por detrás”.

La lié por completo

El neozelandés reconoció que “obviamente estaba yendo a medio gas, intentando averiguar cuál era el problema”, a pesar de terminar prácticamente de la peor forma posible, por lo que aseguró que “la lié por completo”, repitiendo una casuística similar a la de China que dejó a ambos fuera de juego. “El problema es que con los muros no lo ves venir. Cometí un gran error, lo siento por él. Le debo una gran disculpa por ponerme en medio y casi provocar un accidente enorme. Estoy decepcionado”, concluyó Hartley.

El #28 asumió personalmente toda la culpa del incidente y pidió perdón a Gasly.

Pierre Gasly, por su parte, emitió numerosos improperios por radio nada más esquivar a su compañero, puesto que pensó en lo peor. “Fue realmente escalofriante, el momento más estremecedor de mi carrera. No sabía si iba a ir hacia la izquierda o la derecha. No sé qué le ocurrió a Brendon, bajó la velocidad de forma masiva. Fue a 320km/h y sinceramente casi se paró por completo, intenté evitarle, pero estaba seguro de que íbamos a chocarnos”.

Su toque en Shanghái derivó en la salida del Safety Car, tras lo que fue un malentendido entre ambos, malentendido que se reiteró en la clasificación de este Gran Premio. “Me vi por los aires, no sé cómo lo evité, pero fue un momento bastante espeluznante. Quizás que tuviera un pinchazo no le ayudó, estoy convencido de que no lo hizo a propósito, pero estaba en medio. Quizás la próxima vez necesitemos un espacio más amplio entre los dos coches”.

Fotos: Red Bull Content Pool

Fuente: Autosport

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto