¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    El COVID-19 vuelve a amenazar la disputa de los 1.000 Km. de Paul Ricard

    Los 1.000 Km. de Paul Ricard ya se tuvieron que aplazar por la pandemia de COVID-19.

    Las nuevas restricciones de Francia ante la segunda ola de la pandemia de COVID-19 ponen en peligro el cierre de la Endurance Cup.

    Aunque el deporte profesional está entre las exenciones al confinamiento, los 1.000 km. de Paul Ricard vuelven a estar en duda.

    La pandemia de COVID-19 se llevó por delante gran parte del calendario de 2020 del GT World Challenge Europe, provocando la suspensión o aplazamiento de varios de sus citas. Una de las pruebas aplazadas fue los 1.000 Km. de Paul Ricard, evento que estaba programado para el último fin de semana de mayo y que fruto del nuevo calendario se trasladó hasta el mes de noviembre. Con todo, la celebración de la ahora última cita de la Endurance Cup no está asegurada, ya que la segunda ola de la pandemia de COVID-19 amenaza con paralizar de nuevo los eventos deportivos en Francia.

    Emmanuel Macron, presidente de Francia, ha puesto en marcha una serie de medidas para frenar la propagación del COVID-19 en todo el país, medidas entre las que se encuentran confinamientos domiciliarios con excepciones específicas, además del cierre de comercios no esenciales. Sobre el papel, los eventos deportivos profesionales están dentro de las exenciones que contemplan las restricciones del Ejecutivo francés, aunque eso no significa que la disputa de los 1.000 Km. de Paul Ricard el fin de semana del 15 de noviembre esté asegurada. De hecho, el evento está dentro del periodo de confinamiento, por lo que hay algunas dudas en torno a su logística.

    SRO Motorsports como promotor del GTWC Europe, ha lanzado un breve comunicado para valorar la situación de la última cita de la Endurance Cup, programada entre los días 14 y 15 de noviembre, mismo fin de semana en el que también cierra sus puertas el WEC con la celebración de las 8 Horas de Bahrein: «SRO está trabajando con la Federación Francesa de Deportes de Motor (FFSA) para organizar el evento bajo los decretos emitidos, algo que se traduce en un evento a puerta cerrada y bajo estrictas medidas de un protocolo sanitario. Mantendremos evolucionado a todos los pilotos, equipos y aficionados de posibles cambios en el evento».

    Fotos: GT World Challenge Europe