¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Previo y horarios del Gran Premio de Alabama de IndyCar 2021

    Ante la atenta mirada de criaturas 'curiosas', vuelve la IndyCar Series.

    La anticipada temporada de IndyCar arranca finalmente este fin de semana en Barber, que retorna tras ausentarse en 2020 por la pandemia.

    Álex Palou inicia su andadura en Ganassi junto al hexacampeón Scott Dixon, en un fin de semana notable por los debuts de Romain Grosjean y Jimmie Johnson.

    Tras un final de temporada 2020 que se postergó un mes más de lo inicialmente previsto, la temporada 2021 de IndyCar arranca también un mes más tarde de lo que debería, por los aplazamientos de las pruebas urbanas en St. Petersburg y Long Beach. La pandemia sigue alterando parcialmente los planes de eventos competitivos, pero no los de los equipos, que mantienen la parrilla en los números del año anterior, con múltiples cambios, novatos de renombre y candidatos con ganas de medir sus fuerzas en el retorno del Gran Premio de Alabama.

    El Barber Motorsports Park fue uno de los ocho circuitos que vio cancelado su evento en 2020, aunque a la afición española quizá le suene más por ser el escenario del test que Fernando Alonso disputó a finales de 2018 con Andretti Autosport. Con una longitud de 3.829 metros, Barber está en la media de longitud de los circuitos permanentes del calendario. Su trazado fue concebido en 2003 por Alan Wilson (marido de Desiré Wilson, ex piloto de IndyCar) con las carreras de motos en mente: un circuito compacto, con numerosas curvas fluidas, varias secciones de alta velocidad y un desnivel total de 24 metros, así como una chicane natural de tres virajes en la curva 7.

    En general, el circuito es fácilmente comparable con el de Mid-Ohio, conocido por su dificultad para generar adelantamientos, pero con los años se ha ganado una reputación de ofrecer buenas carreras en su ondulante superficie. Además de la frenada en la curva 7, la horquilla previa de la curva 5 es el gran punto de adelantamiento, siempre precedida por el largo viraje a derechas en subida de las curvas 2 y 3 que desequilibra hasta el setup más preciso. El último sector presenta más complicaciones por su sucesión de virajes, pero no son pocos los que han conseguido adelantar en el doble vértice de la 14A, la penúltima curva antes de terminar la vuelta. Todo ello, adornado por las estrambóticas esculturas gigantes de elementos 'de terror' que rodean la pista.

    Perteneciendo al clásico "territorio NASCAR" en el sur del país, IndyCar nunca se había aventurado en el estado de Alabama hasta el nuevo milenio, con la excepción de un peculiar coqueteo con el óvalo de Talladega en 1980 que fue abortado por causas ajenas. Tras acoger tests de evaluación en 2007 y 2009, Barber entró en el calendario de IndyCar en 2010 y, desde entonces, siempre ha tenido lugar en el mes de abril. Con el retraso del inicio de la temporada, y pese a haber sido retrasado una semana más hacia la fecha original de Long Beach, el GP de Alabama vuelve al calendario abriendo la temporada por primera vez en su historia.

    Su primera edición fue ganada por Hélio Castroneves, y los dos siguientes años fueron un monólogo total de Will Power, que ha logrado cuatro poles en esta pista. Ryan Hunter-Reay venció en las ediciones de 2013 y 2014, ésta última acortada por un diluvio, iniciando una racha muy favorable a los intereses de los pilotos americanos, con cinco victorias en seis años (solo Mid-Ohio, con cuatro, se le acerca). La interrumpió el triunfo de Simon Pagenaud tras un intensísimo duelo en 2015 con Graham Rahal, quien renació aquel día como piloto de élite en la misma prueba en la que Josef Newgarden consiguió su primera victoria en IndyCar un año antes.

    El piloto de Tennessee se ha convertido, desde entonces, en amo y señor del trazado, con victorias en 2017 y 2018, además de una gran remontada en 2019 para pasar del 16º puesto en parrilla al cuarto lugar final. En aquel evento, el último en Barber hace dos años, ganó Takuma Sato desde la pole, algo que el vigente ganador de la Indy 500 no había logrado en sus otras cinco victorias y nueve poles. Sébastien Bourdais, ahora el puntal del revigorizado equipo Foyt, logró ahí su último podio hasta la fecha, detrás de un Scott Dixon que tiene una relación de amor-odio con esta pista; ha acabado ocho veces en el podio, seis de ellas en la segunda posición, pero nunca se ha llevado el triunfo.

    El neozelandés inicia aquí la defensa de su sexto entorchado, con varios nombres dispuestos a asaltar su estatus. Uno de ellos será su nuevo compañero, el español Álex Palou, cuya segunda temporada en la categoría está llena de grandes expectativas con material ganador. Los focos de este primer evento, no obstante, se los llevarán los tres novatos de postín: el heptacampeón de NASCAR Jimmie Johnson llevará a cabo su histórico debut en el trazado que más conoce, Romain Grosjean vuelve a correr cinco meses después de su accidente para iniciar su nueva andadura tras la Fórmula 1, y Scott McLaughlin buscará hacer honor a su reputación de tricampeón de Supercars en su segunda carrera en la categoría, ahora como piloto de Penske a tiempo completo.

    Este evento también supondrá el regreso de Ed Jones a Coyne y el estreno de Felix Rosenqvist en el segundo McLaren SP, equipo en el que Pato O'Ward pretende aspirar a todo tras una formidable pretemporada. Liderados por Alexander Rossi y Colton Herta, el cuarteto de Andretti Autosport también buscará destacar en una carrera en la que la variedad estratégica y la gestión del 'push to pass' en el tercio final de carrera suele ser fundamental. Un reto mayúsculo para 24 pilotos que, por supuesto, compiten con el rabillo del ojo ya puesto en Indianápolis y el mes de mayo. Como novedad, este año los eventos de circuito permanente solo tendrán dos días de sesiones con libres más cortos, todo ello probado en 2020 con éxito. Sin libres de viernes, y sin red de seguridad.

    Sesiones y horarios del GRAN PREMIO DE ALABAMA 2021

    Horario europeo. La carrera se emitirá en directo a través de Movistar Deportes 2.

    Fotos: IndyCar Media