Tesla desactiva las medidas de seguridad de las puertas Falcon del Model X

  • La última actualización de Tesla Motors parece haber desactivado el funcionamiento de los sensores de presión que detienen las puertas traseras, de apertura vertical, del Model X crossover.
  • En el vídeo se aprecia claramente como las puertas no detectan un obstáculo, una hortaliza en este caso, partiéndola por la mitad.

Las puertas del Model X han sido un foco constante de problemas.

Una de las últimas actualizaciones de Tesla Motors para el Model X, referentes el sistema de cierre de puertas traseras de tipo Falcon del crossover, parece haber tenido una consecuencia inesperada. Con la desactivación de los sensores de presión situados en los marcos de las mencionadas puertas traseras.

Según podemos ver en el vídeo a continuación, tras la actualización el sistema parece no detectar la presencia de obstáculos en el propio marco de la puerta, en la forma de un pepino en el caso de este vídeo, que es cercenado por la mitad sin que la puerta aparentemente haga nada por detener su movimiento. Lo cual es, evidentemente, muy preocupante para los usuarios del crossover eléctrico.

Días atrás, era lanzada esta última actualización de software para el Model X, en la que se especificaba que estaba diseñada para mejorar la consistencia del cierre y reducir la falsa detección de obstáculos. Sin embargo, parece que esta actualización ha tenido como consecuencia la propia desactivación o mal funcionamiento de algunos de los sistemas de detección, como queda claro en el vídeo, ya que entendemos que si hubiese sido una mano en lugar de una hortaliza, la puerta tampoco se hubiera detenido.


Las puertas Falcon son una de las señas de identidad del Model X.

Anteriormente a esta actualización, las curiosas puertas de tipo Falcon podían detectar cualquier objeto que estuviese en la trayectoria de cierre de las puertas, deteniendo inmediatamente su movimiento.

Dicha actualización fue lanzada precisamente por las repetidas quejas de varios usuarios del crossover eléctrico, que se quejaban de que dichas puertas se abrían y cerraban solas. Hasta el punto que Tesla Motors llegó a demandar judicialmente al fabricante de las puertas, por los constantes problemas que estaban presentando.

Desconocemos si el fallo que podemos apreciar en el vídeo se debe a iniciativa propia, por parte de Tesla, o si se trata simplemente de un fallo, un error de programación, efecto colateral de esta última actualización.


Tasa tu coche. ¡¡Gratis y sin compromiso!!

El redactor te recomienda

Noticias relacionadas

Más leídas
Más comentadas

¿Qué te parece el nuevo diseño?

Tú opinión nos importa.

Un pequeño formulario con nombre opcional, e-mail opcional y el comentario.

×