¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    El Autopilot del Tesla Model S ya ha sido forzosamente desactivado en algunas regiones

    El software de conducción autónoma del Tesla Model S ha sido prohibido en algunos países. El uso inadecuado por parte de ciertos clientes ha provocado algún que otro accidente. El gobierno de Hong Kong ha sido el primero en prohibir la función en su región.

    El Autopilot del Tesla Model S ha sido desactivado en Hong Kong por orden del Gobierno local

    La actualización más famosa del Tesla Model S hasta el momento es la llamada "Versión 7" -o Update 7.0- en la que incorporaba una nueva función de piloto automático en fase beta. Ahora, dicha función ha sido prohibida en algunas regiones, no por su mal funcionamiento sino por el mal uso por parte de los propietarios.

    Es una asistencia a la conducción avanzada, no conducción autónoma

    Los conductores de la berlina de lujo en Hong Kong (China) desde hace un par de meses han visto desaparecer esta función. El Gobierno local ha prohibido el Autopilot del Model S, exigiendo a Tesladeshabilitar remotamente el software de los vehículos de la zona. Evidentemente a los propietarios no les ha sentado nada bien esta decisión. Según la fuente, se reportan casos similares en algunas zonas de Japón.

    La programación se beneficiaba de la información proporcionada desde el GPS, las cámaras, ultrasonidos y radar para controlar la dirección y pedales del vehículo, permitiéndole que nos lleve automáticamente hacia nuestro destino. Pero esta función solo está permitida en determinadas situaciones: autopista en buen estado y meteorología favorable.

    Sin embargo Elon Musk advirtió que se trata de una asistencia a la conducción muy avanzada, no un sistema de conducción autónoma. Por lo que los conductores no deben soltar nunca el volante por lo que pueda ocurrir y el fabricante no se haría responsable de los accidentes que pueda provocar.

    El problema es que diversos propietarios han hecho caso omiso a estas últimas condiciones, grabando incluso infinidad de vídeos en los que el vehículo conduce solo mientras el conductor se desentiende completamente de su única labor: controlar la situación. El resultado ha sido algunos accidentes en el que por el momento no ha hecho falta lamentar vidas humanas.

    Esta situación reabre el debate de los sistemas de conducción autónoma, aunque oficialmente el Autopilot del Tesla no lo sea, y las normas de seguridad. Un terreno fangoso en el que no se tiene aún muy claro hacia donde recaería la responsabilidad en caso de accidente.

    Fuente: Autonoción vía IBTimes

    Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto