¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Toyota quiere lograr el récord de Le Mans con el Toyota TS050 Hybrid

    Toyota Gazoo Racing estudia la forma de despedirse de su Toyota TS050 Hybrid con un nuevo récord en Le Mans.

    El objetivo de la estructura japonesa es poder rodar fuera de competición con su LMP1 libre de todo hándicap o limitación.

    Toyota quiere lograr el récord de Le Mans con el Toyota TS050 Hybrid
    El Toyota #8 durante la disputa de la edición de 2019 de las 24 Horas de Le Mans.

    La temporada 2019-20 del WEC ha llegado a su ecuador, lo que significa entre otras cosas que la categoría LMP1 vive sus últimos meses de vida como clase reina del certamen. La inminente llegada de los hypercar relegará a los LMP1 a un papel secundario en el mejor de los casos, si bien parece que ningún LMP1 convivirá con los hypercar en la campaña 2020-21. Sea como fuere, este cambio de era en el WEC supone la despedida del Toyota TS050 Hybrid, un vehículo al que Toyota quiere brindar un adiós especial en La Sarthe, epicentro y meca del Mundial de Resistencia.

    El propio Rob Leupen, director de Toyota Gazoo Racing, ha dejado ver que la marca tiene entre sus objetivos asaltar el récord del circuito de La Sarthe con el Toyota TS050 Hybrid y 'destrozar' el 3:14.793 que marcó Kobayashi en la clasificación de las 24 Horas de Le Mans de 2017. Sin embargo, Toyota no pretende buscar este récord dentro del WEC y sí en un evento alejado de la competición que permita rodar al LMP1 japonés sin ningún límite, con su aerodinámica óptima y sin ningún tipo de hándicap o restricción. En otras palabras, Toyota busca mostrar todo el potencial del TS050 Hybrid en Le Mans.

    En Toyota estiman que su LMP1 podría rodar cerca del 3:10 en La Sarthe, lo que sería un gran inicio de una 'gira' de despedida del TS050, posibilidad que está encima de la mesa, tal y como ha explicado Rob Leupen: "Estamos pensando mucho en hacer eso. Me gustaría ver todo el potencial de nuestro coche en Le Mans. ¿Imagina a Kamui haciendo una vuelta al ataque con el TS050 totalmente desatado? Sería genial". El problema para Toyota es encontrar una fecha en la que el circuito esté en funcionamiento, ya que las carreteras que dan vida a la pista están muy pocos días cerradas a la circulación durante el año.

    Fotos: Toyota Gazoo Racing