¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    GP Mónaco[Vídeo] GP Mónaco F1 1981: Villeneuve obra el milagro

    Carlos Flores
    Carlos Flores

    Nadie en su sano juicio habría apostado por la victoria de un turbo en el Gran Premio de Mónaco de 1981. Pero sucedió: Gilles Villeneuve, tras su sensacional segundo puesto en parrilla, se apuntó un sorprendente triunfo al aprovecharse de los problemas de Alan Jones en el tramo final.

    Gilles Villeneuve. Foto: Scuderia Ferrari

    El Mundial de 1981 llegaba al Gran Premio de Mónaco, sexta prueba de la temporada, con Carlos Reutemann en cabeza, aunque ya enfrentado a su escudería, Williams, tras haber desobedecido órdenes de equipo en Brasil. Al argentino, que no se había bajado del podio en las cinco primeras pruebas, le seguían Nelson Piquet, a 12 puntos, y su compañero Alan Jones, a 16.

    Piquet, cuyo Brabham había sido pionero en la utilización de suspensiones neumáticas para sortear la prohibición de las faldillas móviles, se hizo con la pole. La gran sorpresa fue ver a Gilles Villeneuve a su lado gracias a una vuelta al límite en la segunda sesión oficial. Cabe resaltar que su compañero en Ferrari, Didier Pironi, se clasificó en la penúltima línea.

    La carrera comenzó con una hora de retraso: un incendio en las cocinas del hotel Loews hizo que el agua utilizada para la extinción se filtrara hacia el túnel. Tras darse la salida, Piquet dominó con autoridad mientras, por detrás, Jones remontaba desde su séptima posición en la parrilla. En la vuelta 20, ya era segundo. Por su parte, Villeneuve había perdido dos posiciones, superado primero por el australiano y poco después por el segundo Brabham de Patrese, aunque recuperaría la tercera posición al abandonar el italiano.

    Presionado por Jones, Piquet chocó contra las vallas en Tabac en la vuelta 54. Para el campeón en título, el camino a la victoria parecía expedito, pues Villeneuve circulaba a mucha distancia. Pero, en la vuelta 67, entró en boxes para repostar. Su FW07 sufría un problema en el sistema de alimentación que no remitió y le dejó indefenso ante la remontada de Gilles, que le rebasó sin problemas a 3 vueltas del final y acabó cruzando la meta con 40 segundos de ventaja. Jones, con todo, pudo mantener la segunda plaza.

    Fue la primera victoria de un motor turbo en Montecarlo. Tres semanas después, Villeneuve repetiría hazaña en el Jarama, otro circuito nada favorable a los motores sobrealimentados, en la que sería la última victoria de su carrera.

    Fotos: Scuderia Ferrari