¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Wolff habla claro: la relación con Källenius, Aston Martin y su futuro en Mercedes

    Wolff habla claro: la relación con Källenius, Aston Martin y su futuro en Mercedes
    Toto Wolff, director de Mercedes AMG F1.Mercedes AMG F1
    David Plaza
    David Plaza5 min. lectura

    El futuro de Toto Wolff en Mercedes está en duda, mientras el austriaco amplía sus horizontes con una inversión accionarial en Aston Martin.

    Los rumores de mala relación con el CEO de Daimler AG han sido contestados por Wolff, que admite replantearse su futuro en este momento.

    Mucho se está hablando desde hace meses del futuro de Toto Wolff, el director de equipo más prestigioso de la actualidad y reputado hombre de negocios. El austriaco, que dirige Mercedes desde 2013, ha llevado a la marca alemana a lo más alto, pero desde la llegada de Ola Källenius a la jefatura de Daimler en sustitución de Dieter Zestche, los rumores de una mala relación y la salida del austriaco han ido creciendo.

    «Son dos personalidades muy diferentes, pero con las cuales tengo una excelente relación de trabajo, y más que eso, en realidad una amistad», ha afirmado, sin embargo, Toto Wolff. «Con Ola, me reí mucho cuando surgieron estos rumores de que había cierta disfuncionalidad en nuestra relación. Estamos al teléfono muchas veces cada semana y él está muy involucrado».

    En los últimos meses, Kallenius ha interferido en algunas decisiones de Wolff, como por ejemplo la decisión del austriaco de competir en Australia a pesar del positivo por coronavirus de un miembro de McLaren, o la protesta conjunta con otros seis equipos frente al acuerdo privado alcanzado por Ferrari y la FIA en relación a la investigación de los motores italianos.

    Aston Martin, sólo una inversión

    A todo ello se le unió un movimiento financiero reciente: la adquisición de acciones de Aston Martin Lagonda, compañía recientemente adquirida por su amigo y socio Lawrence Stroll, también dueño de Racing Point.

    «Creo en Aston Martin. Creo que la estrategia que se está desplegando tiene sentido»

    «He comprado algunas acciones en Aston Martin como inversión financiera», insiste Wolff. «Creo en la marca. Creo que la estrategia que se está desplegando tiene sentido. Tobias Moers, el nuevo CEO, es un tipo que conozco desde hace mucho tiempo. Y creo que puede darle la vuelta a este negocio. Hay un grupo muy fuerte de accionistas que están respaldando a Aston Martin y que no defraudarán. Y por lo tanto he decidido ser parte de ese grupo».

    Pero ello no implica que Wolff vaya a dejar Mercedes para dirigir Aston Martin, tal y como aseguraron semanas atrás algunos medios. «Mis funciones ejecutivas no han cambiado. Estoy en Mercedes, soy el director del equipo y soy accionista. Y está claro que cuando no hay otros titulares por ahí, lo del Aston Martin causó algunas olas. Pero estoy comprometido con Mercedes. Tengo la mejor intención de quedarme aquí. Y eso no ha cambiado».

    Seguir siendo importante en Mercedes

    Lo que Wolff no niega es que se encuentra en un momento de reflexión sobre su futuro, pues el contrato que le une a Mercedes como director del equipo expira a finales de año. «Tengo que cuestionarme a mí mismo. No quiero ser un director de equipo que va de genial a bueno sin darse cuenta de que tal vez no está aportando tanto al equipo como lo hizo al principio. Todavía siento que puedo aportar mucho, pero por supuesto estoy contemplando mi futuro. Estoy en contacto con Ola sobre eso», afirma.

    Ya el año pasado, una vez conseguido el Mundial de pilotos y constructores, Wolff se ausentó de algunas carreras para dejar el equipo en manos de James Allison, director técnico. ¿Un anticipo de su menor involucración en los Grandes Premios? «Algo de lo que estoy muy orgulloso es que siempre hemos empleado a los miembros superiores del equipo en diferentes roles. Hemos criado talento y lo mismo se aplica a mí. He tenido la suerte de estar al frente de Mercedes desde principios de 2014. Realmente disfruté de la interacción y de trabajar con todos mis amigos en el equipo de F1 y en Daimler, es algo que no me gustaría perderme».

    Así pues, ¿qué ocurrirá con el futuro de Wolff? «No es un simple contrato de trabajo, sino que implica una participación accionarial. Siendo sincero, no he tomado ninguna decisión todavía, porque ni siquiera hemos comenzado a competir. Así que todos estos acuerdos y discusiones están sucediendo en este momento», concluye.

    Fotos: Mercedes AMG F1