¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

BMW M2 , ¿qué podemos esperar?

Dentro de nueve días, el miércoles de la semana que viene, BMW sacará a la luz a su nueva criatura altamente pasional y divertida, el BMW M2. Esperamos muchas cosas de este modelo, y es hora de analizarlas una por una.

Ansiosos es poco. Las ganas locas que tenemos de ver y conducir el BMW M2 son muy grandes. Cada vez que vemos una M asociada a un BMW las expectativas de diversión son máximas. Ahora bien, ¿qué esperamos realmente en el M2? Tanto su predecesor como el resto de sus hermanos han puesto el nivel muy alto.

El 14 de octubre es la fecha marcada en rojo para la presentación del BMW M2

Estética deportiva y rompedora

No podemos imaginar un M sin ese aspecto de bruto a la par que deportivo. El BMW M2 ha pasado unas cuantas veces por delante del objetivo de nuestros fotógrafos espía, Le hemos visto circular por carreteras convencionales y ponerse a punto en el trazado alemán de Nürburgring, y en todas esas ocasiones siempre nos ha llamado la atención lo poderoso de su diseño.

Todos sabemos que el M2 representará la cúspide deportiva de la Serie 2. Éste carácter no debe notarse únicamente en el rendimiento sino también en lo estético. Por eso, partiendo de un Serie 2 Coupé, el M2 llevará al extremo cada una de las cotas de éste. Incluso su trasera será tan "gorda" que será muy semejante a la del nuevo BMW X4 M40i. Ojo porque ambos modelos comparten muchas cosas.

Alto equipamiento

BMW está dando un paso adelante en cuanto a su equipamiento de serie se refiere. La marca alemana quiere que sus modelos base salgan con un buen equipamiento desde sus niveles más inferiores. El M2 no será ni de lejos el coche más básico de la gama, de hecho su precio será superior a los 60.000 euros. Por ello se incluirán todos los elementos posibles de equipamiento, desde el sistema iDrive de última generación, hasta los asientos deportivos y los asistentes a la conducción.

El M2 será muy bruto estéticamente hablando, aunque no solo lo será en el diseño

En este punto toca hablar también de la exclusividad. BMW tiene sus ojos centrados en este modelo con el que realmente quiere demostrar de lo que es capaz de hacer sin llegar potencias tan altas como las del resto de la familia M. La rareza será un punto clave en el M2. No veremos muchos por la calle, y para que cada unidad que veamos sea especial, la marca ha preparado una paleta de colores muy corta, tan solo cuatro tonos: Alpine White, Sapphire Black, Mineral Grey y Long Beach Blue.

Rendimiento excelente

Todos sabemos que BMW no ansía generar coches con altas potencias por que sí. La marca alemana quiere generar la mejor experiencia de conducción posible, y para ello no siempre es necesario crear modelos ridículamente potentes. Una buena muestra de ello es el sucesor natural del M2, el 1M Coupé. Presentado en 2010, este pequeño deportivo estaba compuesto por piezas de otros modelos, pero como si de un puzle se tratase los ingenieros bávaros supieron crear una de las máquinas más asombrosas que hayamos visto en los últimos tiempos.

En esta ocasión la formula será muy semejante, tal y como comentamos. La familia M será el armario de piezas del M2. El motor será el del SUV X4 M40i, la caja de cambios de serie será manual con seis relaciones, igual que la del M3, aunque en este punto seguro que BMW ofertará el cambio automático M de doble embrague y siete velocidades al mismo precio. En este caso será el M4 el que ponga las piezas. ¿Conseguirán los ingenieros alemanes obrar el milagro de la deportividad? No os quepa duda.

El objetivo es ofrecer una conducción excelente, y para ello el M2 irá al tope de sus posibilidades

Cifras de escándalo

El BMW M2 será el modelo de acceso a la familia M, pero ojo, no por esto deberemos menospreciar a este pequeño, que si bien no podrá acercarse a potencias tan altas como las del resto de sus hermanos, será capaz de conquistar a sus clientes por una conducción excelente, eso seguro. En este punto es hora de hablar de cifras, de cómo se traducen las expectativas en prestaciones.

Como ya hemos dicho el motor será el mismo que el del X4 M40i. Es decir un bloque de seis cilindros en línea M TwinPower Turbo con tres litros de cilindrada y una potencia de 374 CV y un par motor máximo de 520 Nm. A este incremento de potencia se le acompañará una reducción del peso. En cuanto a datos de aceleración y velocidad punta, BMW los guarda como oro en paño, pero viendo los datos seguro que éstas no dejarán de sorprendernos.

Lo bueno es que no habrá que esperar mucho para averiguar todos y cada uno de los detalles del BMW M2, nueve días escasos para la presentación en sociedad. Sin embargo habrá que esperar un poco más para verlo circular por la calle. De hecho no se le espera hasta el año que viene. Una pena, porque hay muchas ganas.

Al fin y al cabo un producto M, los máximos estándares de deportividad en BMW

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto