¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Italia anuncia oficialmente el final de los coches de combustión en 2035

    Italia anuncia oficialmente el final de los coches de combustión en 2035
    Italia dirá adiós a las emisiones de CO2 en 2035
    Fran Romero
    Fran Romero3 min. lectura

    En un comunicado oficial del Gobierno, Italia ha anunciado que abandonará los coches de combustión a partir de 2035. Una medida que sigue la misma línea de los principales países europeos, pero con algunas matizaciones que han marcado, y que esperan arrancar de la Unión Europea.

    Hace tan solo unos meses que Italia defendía a capa y espada alargar el año propuesto por la Unión Europea para el cese de la combustión en el Viejo Continente. Bruselas propuso el año 2035, con suficiente tiempo para que países y fabricantes se adaptasen a un cambio completamente radical, y siempre y cuando todos los miembros de la Unión votasen por ese año.

    Los italianos abogaban por alargar unos años más, pero en un giro dramático ha anunciado que el país transalpino dejará a un lado los coches de combustión tradicional en 2035. Así lo ha comunicado oficialmente el Gobierno, tras la reunión del Comité Interministerial de Transición Ecológica, en la que han participado el Ministerio de Transición Ecológica, el de Infraestructuras y Movilidad Sostenible y el de Desarrollo Económico.

    Foto Hidrogenera
    Italia potenciará las redes hidrogeneras en todo el país para 2035

    Italia apostará por la electricidad, hidrógeno y biocombustibles

    Una decisión que sigue la línea de los principales países europeos, los más avanzados, y que ya cuenta con un programa para la eliminación de los coches nuevos con motores de combustión interna. Un camino progresivo en el que los vehículos comerciales ligeros también están incluidos, aunque la oferta de combustión de estos finalizará en 2040. Por supuesto, Italia no se ha olvidado de los fabricantes de nicho, entre los que se encuentra Ferrari y Lamborghini, para los que espera negociar medidas específicas con la Comisión Europea.

    Italia, que no había firmado el acuerdo para prohibir la venta de coches de combustión en 2035 que se alcanzó en la COP26, mantenía serias dudas acerca de una transformación tan severa del país, y de los ciudadanos, no preparados para dejar de lado los coches de gasolina y diésel. Además, tampoco estuvieron de acuerdo en el paquete de medidas «Fit for 55». Sin embargo, ahora ya lo tiene más claro, y refinanciarán los incentivos para la compra de modelos de movilidad sostenible, los llamados «Ecobonus», para que la transición comience lo antes posible.

    De esta forma, Italia se une a las políticas de descarbonización de Europa, que no solo comprenden los coches eléctricos, sino también apostando seriamente por el hidrógeno y los biocombustibles. De esta opción, Italia está construyendo una cadena de suministro nacional, una solución muy común en una gran cantidad de modelos vendidos en Italia.