¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
Autobild.es

BMW i2, el monovolumen Active Tourer tendrá variante eléctrica en 2023

Boceto del BMW Serie 2 Active Tourer

Las grandes ventas del Serie 2 Active Tourer han concedido una segunda generación al monovolumen compacto de cinco plazas. La nueva gama dispondrá de una versión eléctrica que también se está preparando, y llegará en 2023 con el nombre de BMW i2.

Pocos confiaban en el éxito comercial del Serie 2 Active Tourer, un monovolumen compacto de tracción delantera que llegaba a un segmento complicado por su carácter Premium y con una caída significativa de las ventas en favor de los SUV.

Pero si el Mercedes Clase B triunfaba, posibilidades había. Los bávaros no se amedrentaron y el tiempo les ha dado la razón. El secreto es que el modelo no fue concebido como un monovolumen al uso, sino más enfocado como un compacto de cinco puertas.

Un prototipo de la nueva generación del BMW Serie 2 Active Tourer, ya en desarrollo y que llegará en 2021 / Foto: CarPix

Incluso, BMW se ha atrevido con una versión híbrida enchufable con el Serie 2 225xe. Pero no será la única versión de bajas emisiones en la nueva generación del Serie 2 Active Tourer que ya hemos visto en fotos espía. La marca de Múnich prepara el eléctrico i2.

Si bien los planes iniciales para este modelo contemplaba un utilitario, una modificación posterior de todos los modelos de BMW i como variantes de movilidad sostenible de los modelos de combustión ha cambiado el plan del i2 al monovolumen de cinco plazas.

Una apuesta complicada, Mercedes lo intentó con el Clase B ed y fracasó

Los planes actuales apuntan a 2022 para la presentación y 2023 para la comercialización de la variante eléctrica del Active Tourer, aproximadamente dos años después de las versiones de combustión y desarrollado sobre la misma plataforma de éste, la nueva FAAR We, preparada para ambos tipos de propulsión.

Aunque los tiempos no son los mismos y se están haciendo obligatorios más coches eléctricos en todos los fabricantes para cumplir con los objetivos de emisiones promedio de CO2, lo cierto es que es una apuesta todavía arriesgada.

Los de Múnich solo tienen que mirar a la apuesta que su rival de Mercedes intentó con el Clase B electric drive, una variante eléctrica con el que pretendieron adelantarse en el tiempo y a todos los fabricantes y salió muy mal, un autentico fracaso comercial.

Noticias relacionadas

Configuración de cookiesLas cookies son importantes para el correcto funcionamiento de nuestra web. Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, recordar tus datos de inicio de sesión y recopilar estadísticas para optimizar la funcionalidad de la web y ofrecerte contenido personalizado en función de tus intereses. Lee aquí nuestra política de cookies. Acepto