¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
    Autobild.es

    Distintas realidades en los test de los 'Rally1' de Toyota y M-Sport

    Distintas realidades en los test de los 'Rally1' de Toyota y M-Sport
    Craig Breen, Sébastien Loeb, Adrien Fourmaux y Gus Greensmith han probado el Ford Puma Rally1 en asfalto.
    Fernando Sancho
    Fernando Sancho4 min. lectura

    Toyota Gazoo Racing tuvo que terminar su test de forma precipitada por una pequeña salida de pista de Elfyn Evans.

    M-Sport probó el Ford Puma Rally1 con normalidad y Sébastien Loeb tuvo la oportunidad de ponerse de nuevo a sus mandos.

    La cuenta atrás para el debut de los 'Rally1' ha comenzado tras la finalización de la temporada 2021 del WRC. Los tres fabricantes que compiten en la categoría reina han acelerado el paso en el desarrollo de sus nuevos vehículos híbridos, toda vez que la fecha de homologación cada vez está más cerca. En los últimos días, Toyota y M-Sport han llevado a cabo sendos test en asfalto con sus 'Rally1' como preparación del Rally de Montecarlo, aunque a decir verdad el desarrollo y final de estas sesiones de pruebas no ha sido igual de positivo para los pilotos de ambas estructuras.

    En el figurado lanzamiento de una moneda, Toyota Gazoo Racing se ha llevado la cruz. Aunque Kalle Rovanperä y Elfyn Evans pudieron probar el Toyota GR Yaris Rally1, el piloto galés tuvo una salida de pista que obligó a poner punto final a esta sesión de pruebas en las carreteras de los Alpes franceses. Aunque Evans y su copiloto Scott Martin salieron ilesos del incidente y los sistemas de seguridad del 'Rally1' de Toyota funcionaron a la perfección, los daños en el coche impidieron a Sébastien Ogier probar por primera vez el Toyota GR Yaris Rally1. El fabricante trabaja para reprogramar esta sesión de pruebas del ocho veces campeón del Mundo.

    Un desarrollo mucho más normal y cercano a lo planificado por M-Sport ha tenido el test del Ford Puma Rally1 previo al Rally de Montecarlo. Craig Breen y Gus Greensmith como pilotos ya confirmados de M-Sport han probado sin mayores contratiempos el 'Rally1' de Ford, como también lo han hecho Adrien Fourmaux y Sébastien Loeb. El trabajo de estos dos últimos es significativo y parece el paso previo a su incorporación al plantel de pilotos de M-Sport de cara a la campaña 2022 del WRC. Ahora queda por ver en qué términos competirán tanto Fourmaux como Loeb, los dos diamantes franceses que puede tener el preparador de Cumbria.

    Lo lógico es pensar que Adrien Fourmaux tendrá un programa completo como los de Breen y Greensmith, mientras que Sébastien Loeb debería competir en pruebas seleccionadas con el cuarto Ford Puma Rally1. Dentro de este escenario, el desenlace que ha sonado con mayor fuerza es que M-Sport arranque la temporada 2022 en el Rally de Montecarlo con cuatro vehículos híbridos, dando así una muestra de fortaleza. Eso sí, Sébastien llegará muy justo, ya que los reconocimientos del 'Monte' arrancarán apenas unos días después de la última etapa de la 44.ª edición del Rally Dakar, prueba en la que Loeb compite con Prodrive.

    Fotos: FullAtackRallye