¿Quieres estar informado diariamente con las últimas novedades del mundo del motor?

Ahora noPermitir
Mis favoritosAccesoVender coche
    Autobild.es

    Dodge quiere eliminar la moda de los polémicos protectores inferiores amarillos

    Dodge Challenger SRT DemonMecum Auctions

    El accesorio de moda entre los clientes del Dodge Challenger y el Dodge Charger ha resultado ser una pieza totalmente gratuita, los protectores inferiores del splitter delantero. Un elemento cuyo resultado estético ha causado gran controversia entre los numerosos aficionados Mopar en los Estados Unidos y que ahora Dodge pretende erradicar de una manera muy llamativa, cambiando su color de amarillo a rosa para obligar a los usuarios a desmontarlos.

    En los últimos años no han sido pocas las imágenes que hemos visto de los distintos modelos de Dodge con este peculiar y llamativo accesorio, un delgado elemento amarillo situado en la punta inferior del splitter delantero. Que debido a su posición y color, resalta sobremanera ese elemento aerodinámico. Esta pieza tiene una función muy clara y simple, proteger los extremos del afilado splitter durante el transporte desde la factoría al concesionario, por lo que una vez llegado al distribuidor local, este debería desmontar y eliminar esos elementos antes de proceder a la entrega del vehículo.

    Sin embargo, son muchos los usuarios de los Dodge Charger y Challenger que han preferido mantener estos elementos. Y no porque pretendan conservar el vehículo en su estado original, sino porque les gusta el aspecto del accesorio y prefieren dejarlo tal y como llega de fábrica. De ahí que podamos encontrarlos en numerosas fotografías de estos modelos en la red, incluyendo al brutal y exclusivo Dodge Challenger SRT Demon (modelo reflejado en estas fotografías), que además es el mejor ejemplo del furor que han causado estos protectores inferiores, pues es bastante raro encontrar una unidad de esta versión sin ellos.

    El último Dodge Challenger SRT Demon saliendo de la cadena de montaje.

    Estos protectores amarillos comenzaron a ser empleados en 2015 en las versiones SRT de las gamas Charger y Challenger, siendo montados solo en los laterales del splitter, al contrario que la salvaje versión Demon, que salía de la cadena de montaje con una sola pieza que cubría prácticamente toda la zona inferior del splitter delantero. Actualmente, casi todos los Demon - incluidos los que han llegado a subastas - siguen manteniendo estos plásticos inferiores.

    La presencia de estos protectores ha causado controversia entre los aficionados de la marca, que se dividen entre los que los aborrecen y los que los adoran, llegando incluso a crear grupos en Facebook dedicados en exclusiva a este tema. En estos grupos se pueden encontrar numerosas fotografías de ejemplares con estos protectores. Incluyendo algunas de los daños que pueden causar si estos elementos de protección no son retirados a tiempo, pues han sido ideados para ser montados solo provisionalmente y proteger los extremos del splitter ante golpes leves, pero no para ser usados indefinidamente. Por lo que en algunos casos al ser retirados más tarde, irónicamente, estos han causado daños en la pintura del vehículo.

    Según las declaraciones de los distintos ejecutivos de la marca estadounidense, a Dodge no le ha hecho gracia en ningún momento el inicio de esta moda, ya que consideran que estos elementos no fueron tomados en cuenta en el diseño original de los vehículos y además, su propósito es muy distinto del que le están dando los usuarios.

    Dodge Charger SRT Hellcat Widebody 2020 con los nuevos protectores rosa - Carl Burger Dodge

    Después de varios años de controversia en la red, la marca ha puesto en práctica una solución que, como mínimo, resulta de lo más curiosa, pues han decidido sustituir el color amarillo de estos protectores por el rosa, como podéis ver en este artículo de Car and Driver. Además, según recientes declaraciones de la firma estadounidense, se están planteando cambiar de nuevo su color a negro, para que no destaquen sobre el verdadero splitter. Aunque hay muchos usuarios que desean que este elemento sea vendido como un accesorio más, pues así lo han solicitado a sus concesionarios locales.

    Fuente: Car and Driver USA